Con la presencia del presidente Lacalle y autoridades del MGAP se inauguró la zafra de la miel.

Con la presencia del presidente Lacalle y autoridades del MGAP se inauguró la zafra de la miel.

“La apicultura nunca debió irse de la Granja, ya que es un rubro transversal a toda la producción nacional que exporta 35 millones de dólares anuales”, dijo el Ing. Nicolas Chiesa.

Con la presencia del presidente Luis Lacalle, el subsecretario del MGAP, Ignacio Buffa, y el director de la Granja, Nicolás Chiesa, se procedió a la inauguración de la zafra de la miel 2022-2023, en la sala de extracción Los Corrales, en José Pedro Varela, Lavalleja.

En Uruguay hay unos 2.600 apicultores registrados que poseen unas 600.000 colmenas.

Se exportan unos 35 millones de dólares a los mercados más exigentes como la Unión Europea y Estados Unidos y la producción estimada es de 12.000 toneladas de miel.

Chiesa destacó que el Gobierno nacional mantiene un compromiso particular con la apicultura.

Desde el inicio de la gestión ha tomado una serie de medidas para impulsar la actividad y darle el lugar que merece, explicó. A modo de ejemplo, mencionó que en la Rendición de Cuentas 2022 se incorporó la Sociedad Apícola Uruguaya a la Junta Nacional de la Granja y que se generaron líneas de crédito para que pequeños apicultores accedan a recursos.

“La apicultura nunca debió irse de la Granja, ya que es un rubro transversal a toda la producción nacional que exporta 35 millones de dólares anuales», subrayó.

El subsecretario Buffa agregó que estas acciones son relevantes para que el sector continúe creciendo y pueda “jugar un rol fundamental en la nueva agropecuaria nacional”.

Agregó que trabajando junto a los apicultores, que son los que conocen de primera mano la situación, se encontrarán las mejores soluciones a los problemas que estén atravesando.

«Es destacable que estemos presentes todos los directores involucrados en el tema. Las personas estamos de paso pero qué importante estar, escuchar, construir la política y construir juntos las soluciones».

Montes del Plata y NectarBee firman acuerdo para impulsar producción de miel orgánica.

Montes del Plata y NectarBee firman acuerdo para impulsar producción de miel orgánica.

La empresa pondrá a disposición sus predios forestales lo que permitirá aumentar en un 30% la producción apícola certificada como orgánica.

Paysandú | El pastoreo, la apicultura y la recolección de hongos son parte del paisaje forestal en Montes del Plata. Como parte de su programa Alianzas Montes del Plata integra a la forestación con otras actividades productivas con un uso compartido del bosque. La sombra y el abrigo de los árboles son aprovechados para el ganado; el refugio y la fuente de alimento para las abejas; y los hongos que crecen naturalmente en los predios forestales son recolectados por vecinos de las comunidades.

En esta línea de trabajo Montes del Plata firmó en Paysandú un acuerdo con NectarBee SA, una de las principales empresas exportadoras de miel del Uruguay para impulsar la producción de miel orgánica. Los apicultores aprovechan estos sitios que son muy buenos para la producción de miel orgánica porque la producción forestal usa un bajo nivel de agroquímicos, de forma focalizada y solamente en el primer año de crecimiento del árbol, que va a ser cosechado 10 años más tarde.

“Tenemos demanda de miel orgánica, pero hasta el momento las condiciones del sector en Uruguay y la falta de campos para poner los apiarios actuaban como limitantes”, reconoció Alejandro Evia, director de la empresa responsable del 50% de las exportaciones de miel en el país. La sinergia con la firma forestal, adelantó, permitiría aumentar en un 30% la producción de miel orgánica, duplicando la actual cantidad de colmenas y llegando al total de 100 productores certificados como orgánicos, cifra que hoy ronda los 70.

“Sabemos de la importancia de las abejas como bioindicadores y para la salud de los ecosistemas. Por eso fomentamos lo que tenga que ver con el desarrollo de la apicultura y en este caso orgánica ya que nuestros predios son óptimos para este tipo de producción, que ofrece un valor diferencial a los productores a la hora de vender la miel”, dijo en este sentido Marina Flores, jefa de Sustentabilidad y Comunicaciones de Montes del Plata en la zona Forestales. También anticipó que, si bien en principio este plan piloto se implementará en el departamento de Paysandú, se prevé extender este proyecto a otros departamentos donde la forestal tiene predios, como Río Negro, Soriano y Durazno.

SECTOR APÍCOLA EN URUGUAY.

Esta actividad productiva derrama en el país entre 30 y 35 millones de dólares y se caracteriza por ser un rubro familiar con fuerte importancia a nivel agropecuario y con promisorias oportunidades de desarrollo.

Sin embargo, para referentes del sector de la apicultura, es una preocupación la falta de campos y la cada vez menor cantidad de apicultores jóvenes. En este sentido Montes del Plata está trabajando junto a la Intendencia de Paysandú y el Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca para realizar un curso para mujeres y jóvenes apicultores. Esta población es que más sufre el desempleo, sobre todo en el medio rural donde es más difícil el acceso a las fuentes laborales. El proyecto, se realizará para mujeres y jóvenes en el eje de la ruta 26 en las localidades de El Eucalipto, Gallinal y Cerro Chato y Paysandú.

El mercado de la miel está expectante

El mercado de la miel está expectante

Cristophe Lhéritier es exportador de miel y director de Urimpex S.A., además de un referente del tema. En su cuenta de Facebook “Urimpex Lheritier”, de donde fue extraído el siguiente texto, suele realizar comentarios y publicar información sobre el sector.

La miel es un producto con valor agregado desde que la abeja lo almacenó en la celda de cera y lo operculó para que se conserve. Es el valor agregado que proporciona la naturaleza ya que el humano no intervino directamente hasta allí. A este, el humano puede sumarle selección, certificación, packaging, relato, marketing: aún más valor agregado.

El mercado mundial está expectante del efecto que tendrán las acusaciones por dumping a los principales proveedores de Estados Unidos, por parte de los apicultores de ese país. Los norteamericanos han tenido la iniciativa de ‘marketinear’ su miel a través de la National Honey Board. El resultado es muy bueno, ya que el consumo de miel aumentó sustancialmente en ese país. Ante la demanda y el estancamiento de su propia producción, la importación de miel fue creciendo a lo largo de los años. La industria que usa la miel como ingrediente aprovechó la buena imagen de la miel ante el consumidor. Se abastecieron con mieles baratas. Este producto se amparaba en normativas obsoletas y no muy específicas, ignorando el Codex alimentario. Ahora la normativa se está actualizando, la FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos) controla mucho más pero el apicultor norteamericano opta por lo más tajante y directo: agregar valor cerrando el paso a todos los importadores de cinco países, metiendo a todos en la misma bolsa.

Todo iba bien encaminado, aunque el precio pagado al apicultor parece no ser suficiente.

Será una gran enseñanza haber estudiado los efectos de este método, dado que el precio de la miel en Norteamérica debería subir bastante y es posible que baje el consumo por esa razón.

Años atrás hemos visto en situaciones similares cómo se estimuló la triangulación y la adulteración, cada vez con nuevas recetas. En un par de años sabremos.

Por otra parte, en pocos días tendremos los aranceles primarios, que serán revisados en marzo. A partir de allí las piezas se empezarán a mover y las mieles que transitan los océanos van a cambiar sus rumbos en mayor o menor medida.

https://www.facebook.com/urimpex.lheritier

Pin It on Pinterest