Ministerio de Vivienda apuesta a la madera para la construcción de viviendas.

Ministerio de Vivienda apuesta a la madera para la construcción de viviendas.

Marcelo Bendersky, representante del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en Uruguay, destacó algunas de las virtudes de la madera como materia prima en la construcción.

El desarrollo de la madera en la construcción de viviendas es una materia pendiente para Uruguay, pero el Gobierno se impuso, a través del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (MVOT) cambiar esa realidad. Así lo dijo la ministra Irene Moreira: Se desarrollará “una política de fortalecimiento de la industria forestal agregando valor a la madera nacional a través de la generación de productos de ingeniería aplicables a la construcción”.

Este viernes 27 de mayo, en un acto encabezado por la ministra de Vivienda se lanzó la iniciativa que apuesta por la madera para la construcción de viviendas sociales. Se trata de una materia prima que reduce el tiempo de construcción y es afín a los objetivos ambientales hacia los que el mundo quiere caminar.

Es por eso que Uruguay avanzará en “una política de fortalecimiento de la industria forestal agregando valor a la madera nacional a través de la generación de productos de ingeniería aplicables a la construcción”.

Para eso llamó a todas las áreas involucradas a que “impulsen el uso de madera en la construcción de viviendas sociales”, algo en lo que Uruguay ya tuvo una reciente y exitosa experiencia con Mevir y la Intendencia de Rivera.

“El valor del metro cuadrado de la madera es significativamente menor que el de la construcción tradicional, y la obra se reduce en tiempo de trabajo en un 50%”, aseguró.

Adelantó que Uruguay también realizará construcciones en altura, una novedad para nuestro país.

El acto contó con la presencia del representante del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en nuestro país, Marcelo Bendersky, quien destacó algunas de las virtudes de esa materia prima.

“Es el único material de construcción renovable y reciclable, si el bosque se maneja de manera sustentable los árboles pueden ser renovables”. Es un producto que “requiere mucho menor energía para ser procesado”. Absorbe carbono y “acumula grandes cantidades de dióxido de carbono (CO2) y su industrialización genera gases de efecto invernadero mucho menores que otros materiales, por ejemplo, producir una tonelada de madera genera 33 kilos de emisiones netas” contra el cemento que genera 264 y el acerco con 694 kilos.

UPM dona 500 módulos por los que se construirán 100 soluciones habitacionales.

UPM dona 500 módulos por los que se construirán 100 soluciones habitacionales.

Además de la inversión en los módulos habitacionales por parte de UPM que supera los US$ 2 millones, serán utilizados dos predios en Durazno y Tacuarembó cuya infraestructura fue desarrollada por UPM.

La iniciativa surge de la firma de un acuerdo suscripto este 20 de mayo entre el Ministerio de Vivienda y la empresa UPM, que se comprometió a ceder 500 de los módulos utilizados durante la construcción de la planta una vez que finalizara la obra. La ministra Irene Moreira destacó que serán casas de uno o dos dormitorios que cumplirán con los estándares de calidad y se entregarán en el primer trimestre de 2023.

El acuerdo fue suscripto, asimismo, por los intendentes de Durazno y Tacuarembó, Carmelo Vidalín y Wilson Ezquerra, respectivamente, dado que las soluciones habitacionales se pondrán a disposición de familias de ambos departamentos.

La empresa cederá a la secretaría de Estado 500 módulos, que ocupan un área de 25 hectáreas. El ministerio se hará cargo de la construcción de las 100 viviendas y las intendencias colaborarán para instalar estas estructuras.

Moreira señaló la importancia de buscar mecanismos que permitan reducir el déficit habitacional existente. En tal sentido, dijo que estos dispositivos se convertirán en 100 hogares dignos para familias uruguayas. Resaltó que estas viviendas cumplirán con todos los estándares establecidos en materia de calidad, incluirán uno o dos dormitorios y serán entregadas durante el primer trimestre de 2023.

El subsecretario de Vivienda, Tabaré Hackenbruch, mencionó que la Constitución de la República establece que la vivienda digna es un derecho de los ciudadanos y que el aporte privado permite alcanzar esos logros. Agregó que, con esta donación, se ve la sinergia de los diferentes niveles de gobierno en complementación con la actividad privada. Asimismo, subrayó el compromiso social de la empresa UPM al donar los insumos para la edificación de estas casas.

GONZALO GIAMBRUNO: “UN HITO RELEVANTE”.

Para Gonzalo Giambruno, director de Proyecto de UPM, “este es un hito relevante en el avance de nuestro proyecto. El concepto con el que se planificaron y ejecutaron los alojamientos temporales permitió lograr una integración positiva de los trabajadores de la construcción a la región. Una vez finalizada la obra esta modalidad nos garantiza una desmovilización ordenada, y mediante este acuerdo también permite generar soluciones permanentes de vivienda de calidad para los departamentos de Durazno y Tacuarembó”.

BENEFICIOS QUE TRASCIENDEN AL PROYECTO DE INSTALACIÓN DE LA NUEVA PLANTA.

Además de la inversión en los módulos habitacionales por parte de UPM que supera los 2 millones de dólares, serán utilizados dos predios en Durazno y Tacuarembó cuya infraestructura fue desarrollada por UPM para permitir el alojamiento de trabajadores durante la fase de construcción de la nueva planta. Otros nueve predios cuentan con mejoras de infraestructura y serán transferidos al Estado una vez finalizado el proyecto.

El diseño de proyectos de gran escala como el de UPM permite generar beneficios permanentes para las comunidades aledañas incluso durante el plan de desmovilización de los trabajadores, donde se generan soluciones permanentes de vivienda para familias uruguayas.

MODELOS DE CONSTRUCCIÓN COMPETITIVA POTENCIANDO LA INDUSTRIA NACIONAL

Los costos y tiempos de construcción asociados a este concepto son muy competitivos. Requiere de entre un 15 y un 30% del tiempo de obra en comparación a una vivienda tradicional, y se puede construir cuatro casas en una semana. También presenta una gran flexibilidad en lo que concierne a la producción y al transporte.

Estas características permiten que este tipo de solución pueda implementarse en cualquier parte del país desarrollando la industria y el empleo nacional.

Más vigente que nunca, en 2021 Mevir entregó 900 viviendas y benefició a 5.000 personas.

Más vigente que nunca, en 2021 Mevir entregó 900 viviendas y benefició a 5.000 personas.

El balance de 2021 es positivo: 900 soluciones habitacionales construidas; 5.000 personas beneficiadas. En 2022 se espera llegar a un récord de obras de infraestructura comunitaria y concretar 40 planes de vivienda.

Mevir es el Movimiento de Erradicación de la Vivienda Insalubre Rural, su nombre define su ámbito de acción en estos primero 55 años que cumplió la institución, y que en los últimos se ha actualizado en sus objetivos y plantes de trabajo sin perder su esencia.

El balance de 2021 es positivo: 900 soluciones habitacionales construidas; 5.000 personas beneficiadas. En 2022 se espera llegar a un récord de obras de infraestructura comunitaria y concretar 40 planes de vivienda.

De esa manera, con un buen balance del año pasado y un mejor anuncio para el actual, se llevó a cabo el jueves 5 de mayo, en la antesala de la Cámara de Senadores del Palacio Legislativo, el lanzamiento de la conmemoración de los 55 años de la institución.

Del acto participó la vicepresidenta de la República, Beatriz Argimón, la ministra de Vivienda, Irene Moreira; el presidente de Mevir, Juan Pablo Delgado, y el presidente del Correo Uruguayo, Rafael Navarrine.

Creado en 1967, Mevir construyó hasta ahora más de 41.000 soluciones habitacionales que incluyen viviendas, unidades productivas, refacciones, obras de saneamiento y electrificación, y más de 32.000 casas nuevas, mediante las que benefició a más de 145.000 uruguayos, se informó.

“Hablar de Mevir significa hablar de políticas públicas que realmente interpretaron la realidad social en su origen y en la actualidad”, dijo la vicepresidenta Beatríz Argimón.

Por su parte, Moreira destacó que la ayuda mutua es fundamental, porque la institución no solamente entrega las llaves de una vivienda, sino que el participante del programa construye su propia casa. Agregó que para Mevir la familia es fundamental y la mujer jefa de familia aún más.

También anunció que uno de los objetivos es continuar avanzando respecto a asentamientos en todo el país.

LAS ACCIONES DE 2021 Y LOS DESAFÍOS DE 2022.

Delgado en tanto repasó las principales acciones logradas en 2021 y los desafíos para 2022.

En el último año se construyeron cerca de 900 soluciones habitacionales, en 30 planes de obra ejecutados, lo que implicó más de 5.000 personas beneficiadas.

Además, que se efectuaron las escrituras de un 55% más de viviendas que el promedio de los últimos años, lo que implicó que 2.400 personas pasaron a ser propietarios.

También recordó que, en ese año, se desarrollaron más de 300 acciones judiciales para recuperar viviendas vacías que fueron readjudicadas, y se realizaron nuevos programas para permitir que los participantes de Mevir construyan galpones o concreten mejoras edilicias.

Agregó que comenzó un plan piloto de construcciones de madera sustentable, que permite reducir los tiempos de obra en un 50% y los costos en un 40%.

Delgado también hizo referencia al concepto de «construir comunidad», para lo cual se establecieron convenios que permiten generar infraestructura, como saneamiento, conexiones de electricidad, instalación de policlínicas o destacamentos policiales, lo que, consideró, facilita el arraigo de los pobladores.

Explicó que el instituto desarrolló una aplicación para celulares que permite notificar cuando existe una vivienda vacía, pagar la cuota mensual e inscribirse en los diferentes planes. Actualmente, el 13% de los participantes paga por la aplicación y el 70% de las denuncias se registra por este medio.

2022 SERÁ RÉCORD. El presidente de Mevir dijo que se elaboran acciones en la búsqueda de nuevas líneas de financiamiento, que pretenden realizar más planes habitacionales, y consolidar al programa como un brazo ejecutor del Ministerio de Vivienda.

Además indicó que se trabaja en la emergencia habitacional rural para eliminar los asentamientos y crear programas en línea de género, ya que el 60% de las participantes de los programas son mujeres.

Asimismo, dijo que 2022 será el año récord de obras de infraestructura comunitaria con casi 80 obras por convenio, y que este quinquenio será el período con mayor cantidad de infraestructura comunitaria en la historia de Mevir.

En cuanto a soluciones habitacionales, manifestó que están en curso 25 planes y otros 13 en la etapa de llamado, lo que totaliza unos 38 planes de vivienda para 2022, en todos los departamentos del interior.

En la oportunidad se presentó un sello personalizado realizado por el Correo Uruguayo con motivo de la celebración de los 55 años de Mevir.

Arq. Delgado: Con 55 años “Mevir está muy vigente”.

Arq. Delgado: Con 55 años “Mevir está muy vigente”.

Destacó la figura del Dr. Alberto Gallinal Heber (foto) como fundador de Mevir, una institución cuya acción es “una política de Estado evolucionada a política de país que la gente reconoce como suya”.

Hébert Dell’Onte | En el marco del cumpleaños 55 de Mevir el presidente de la institución, Arq. Juan Pablo Delgado, destacó su vigencia. En rueda prensa lo primero que expresó este jueves 5 de mayo fue su intención de realizar “un justo reconocimiento al Dr. Alberto Gallinal Heber” como fundador del Movimiento de Erradicación de la Vivienda Insalubre Rural.

Aquella iniciativa primera “se ha convertido en una política de Estado y ha evolucionado a una política de país que la gente la siente como propia”, señaló.

Mevir “brinda soluciones a la gente y sobre todo a la gente más vulnerable y vulnerable en el interior del país”.

“Estamos muy contentos con Mevir, con el funcionario, con las familias. Podríamos decir que estamos en una segunda juventud o segunda primavera” de la institución que festeja sus 55 años y está “muy vigente, porque no por tener esos años la herramienta queda antigua”, reflexionó.

Hay sí que ir actualizándola “a los tipos de construcción, a la forma de comunicación y construyendo mucho más que una vivienda, construyendo comunidad, porque para ayudar a la gente a que se quede en las pequeñas localidades del interior profundo no alcanza con la vivienda, necesitamos que haya infraestructura comunitaria, una red de saneamiento, agua, policlínica y destacamento policial”.

También necesita contar con “infraestructura productiva”, o sea “ayudar al productor rural a que tenga mejores condiciones de producción, el tambo, la quesería, el alambrado”.

“Eso es Mevir: Construir comunidad en conjunto con la sociedad”, sintetizó.

Mevir también es cultura y patrimonio. Se inauguraron obras de reciclaje en casa donde vivió Juana de Ibarbourou.

Mevir también es cultura y patrimonio. Se inauguraron obras de reciclaje en casa donde vivió Juana de Ibarbourou.

La vivienda en la que vivió la poetisa está situada en Av. Chiquito Saravia y calle 7, Santa Clara del Olimar, departamento de Treinta y Tres. “Santa Clara es un pedazo de mi juventud y felicidad”, escribió Juana de ibarbourou.

Treinta y Tres | Fueron solo unos meses, entre 1922 y 1923, que Juana de Ibarbourou vivió en aquella finca, hoy reciclada en un proceso que estuvo a cargo de Mevir, la Intendencia de Treinta y Tres, y el Municipio de Santa Clara.

El tiempo en que vivió allí, sin duda que la marcó de forma particular: “Santa Clara es un pedazo de mi juventud y felicidad”, había afirmado. Y esa frase fue inmortalizada en una placa recordatoria ubicada en el lugar.

La ceremonia de inauguración, realizada este martes 19, fue presenciada por la vicepresidenta de la República, Beatriz Argimón; la ministra de Vivienda, Irene Moreira; el subsecretario, Tabaré Hackenbruch; el intendente de Treinta y Tres, Mario Silvera; el alcalde de Santa Clara, Pablo Echeverría, y el presidente de Mevir, Juan Pablo Delgado.

También fueron invitados alumnos de la escuela de la localidad, la cual lleva el nombre de la poetisa.

La ministra Moreira resaltó la importancia de la recuperación de los valores patrimoniales de los uruguayos y la reivindicación de la figura de la escritora distinguida como Juana de América. “Esto también es un homenaje a ella”, aseguró.

Por su parte, Delgado indicó que fue un desafío para Mevir la recuperación del patrimonio cultural y arquitectónico. “Esto es una mejora para toda la comunidad de Santa Clara, que recuperó una parte de su historia”, concluyó.

La icónica propiedad es actualmente habitada por una familia que participó del llamado de Mevir para refaccionar viviendas sin saber que se trataba de un edificio patrimonial.

“Estoy seguro de que a Juana de Ibarbourou le hubiera encantado que viviera aquí una familia y que no fuera simplemente un museo”, apuntó Delgado.

RAÍZ SALVAJE.

La obra en la vivienda donde Juana de Ibarbourou terminó de escribir su consagrado libro Raíz salvaje comenzó el 12 enero y finalizó el 23 de marzo de 2022. En la placa colocada en la inauguración se cita una frase de la autora que resume sus sentimientos por el lugar: “Santa Clara del Olimar representa para mí un paréntesis de ardiente expectativa. Mi hijo empezó a aprender allí sus primeras letras. Santa Clara es un pedazo de mi juventud y felicidad”.

Pin It on Pinterest