En la recta final, el arroz completó el 91% de la cosecha.

En la recta final, el arroz completó el 91% de la cosecha.

La Asociación de Cultivadores de Arroz (ACA) informó sobre el avance de la cosecha arrocera que está próxima a llegar a su finalización ya que el 91% del área sembrada fue rocogida.

La del norte es la zona que mantuvo una ventaja permanente frente al centro y el este, y también es la primera en completar la cosecha. El área este tiene una cosecha del 93% según el último reporte; y el centro lleva cosechado el 78% del área.

El total del área sembrada en el país fue de 163.800 hectáreas.

En la recta final “de la cosecha de arroz, en general las labores se vieron frenadas parte por días feriados y parte por las precipitaciones ocurridas en la semana” informó ACA en un comunicado.

Imagen de Arroz en fotos.

Excelentes rendimientos de arroz en la Escuela Agraria de Artigas.

Excelentes rendimientos de arroz en la Escuela Agraria de Artigas.

12 hectáreas plantadas, estimaciones 10.000 kilos por hectáreas, lo que totaliza 120.000 kilos.

El director general de UTU, Ing. Agr. Juan Pereyra, el director del Programa de Educación para el Agro, Ing. Agr. Juan Fitipaldo, la directora técnica de Gestión Educativa, Insp. Mary Farías y el director del Campus Regional Litoral Norte, Ing. Agr. Marcelo Cravea participaron de la cosecha de arroz en la Escuela Agraria de Artigas.

Se destacó el óptimo rendimiento productivo; se logrará una proporción de arroz por encima de la cantidad media de lo que se cosecha en la región.

Se plantaron 12 hectáreas y se estima que se obtendrán alrededor de 120.000 kilos: unos 10.000 por hectárea.

Fitipado dijo “esta productividad está dentro de los objetivos del programa de Educación para el Agro y de la dirección de UTU”. Se busca “lograr la excelencia tanto educativa como productiva”, expresó.

La cosecha de arroz es realizada por estudiantes y docentes de la escuela en el marco de sus actividades curriculares. Se utiliza una máquina cosechadora y se realiza bajo riego permanente, por lo que es retirado con un porcentaje de humedad entre el 16 y el 17 %. Luego de ser analizado pasa al secador hasta llegar a un 8 o 9 % y es almacenado en los silos.

POR CADA 1.000 KILOS SE OBTIENEN 350 KILOS.

Por cada 1.000 kilos de arroz verde (con cáscara y recién extraído) se obtiene alrededor de 350 kilos de arroz blanco. El producto es enviado a las escuelas agrarias de todo el país, al local de ventas de UTU y se vende el excedente.

La Escuela Agraria de Artigas es el único centro de UTU que produce arroz y trabaja con la variedad INIA Olimar, desarrollada por el Programa de Mejoramiento Genético de Arroz del Instituto Nacional de Investigación Agropecuaria (INIA).

El centro lleva adelante un sistema de rotación del suelo: agrícola (arroz) y forrajera (pradera con pasturas). Esta última se destina a la ganadería, ya que la escuela realiza ambas producciones: agrícola y ganadera.

Arroz. Fue determinado el precio de la bolsa para la zafra 20/21.

Arroz. Fue determinado el precio de la bolsa para la zafra 20/21.

Es el precio para la zafra 2020/2021. ACA y los molinos arroceros acordaron el jueves 21.

La Asociación de Cultivadores de Arroz (ACA) informó sobre el “precio definitivo” de la bolsa de 50 kilos En US$ 12,25

“Como resultado de la negociación del precio definitivo correspondiente a la zafra 2020/2021” que llevaron a cabo ACA y los molinos arroceros resultó lo siguiente:

“Un crédito en la cuenta del productor de US$ 0,05 por bolsa de 50 kilos” del producto sano, seco y limpio para las variedades no americanes y un crédito de US$ 0,09 por bolsa para las variedades americanas, determinado por:

Precio definitivo US$ 12,25; variedad INIA Tacuarí US$ 13,29; crédito por devolución de impuesto US$ 0,54; y débito por el fondo de financiamiento y reconversión de la actividad arrocera, US$ 0,44. Todo por bolsa de 50 kilos sano, seco y limpio.

(Foto principal: Pedro Bonino).

Arrocero argentino advirtió por la falta de fertilizantes y de dólares para comprarlos.

Arrocero argentino advirtió por la falta de fertilizantes y de dólares para comprarlos.

César Villón, referente del sector, dijo que hace dos años se mantienen los mismos precios y que esa situación es “un certificado de defunción”; reclamó por la falta de fertilizantes y criticó la gestión estatal

Argentina | Hace dos años que vendemos el arroz al mismo precio dijo César Villón, productor de la provincia de Entre Ríos. Además señaló que faltan fertilizantes entre otras carencias. Su principal queja fue contra los cambios de reglas que suele impulsar el Gobierno: “Los productores tenemos doctorados en improvisación”.

César Villón, también es referente de la Federación Agraria de San Salvador. “Hace dos años que tenemos el mismo precio con insumos que no paran de aumentar y falta de repuestos para la maquinaria”, comentó.

“Parece que nos olvidamos de que sufrimos una seca atroz hace muy poco tiempo. Una sequía que se llevó el maíz, además de no poder regar las arroceras en el norte de la provincia; mientras que los que sembramos en Corrientes, a modo de ejemplo, hemos sembrado 100 y vamos a cosechar 50”, dijo en declaraciones que publica la Federación Agraria Argentina (FAA) Entre Ríos.

Por otro lado, señaló que el precio del arroz se mantiene en “el mismo precio que en los años 2020 y 2021”, lo cual constituye “prácticamente un certificado de defunción que si llega a extenderse no sabemos en lo que vamos a terminar”.

“¿Qué haremos? ¿Cómo seguimos?”, se preguntó.

SIN FERTILIZANTES, SIN REPUESTOS Y SIN GASOIL.

Villón manifestó que escuchó a Matías Kulfas, actual ministro de Desarrollo Productivo de la Nación, hablando sobre “la panacea de medidas que han tomado y pidiendo a los productores de trigo que redoblen el esfuerzo que siembren para producir dos millones más de hectáreas”.

A eso le sumó el interrogante que se plantea sobre cómo van a sembrar trigo: “Tenemos tractores que no marchan porque no hay repuestos, no hay cubiertas e inclusive en algunos lugares, como pasó no hace demasiado tiempo, no contamos con gasoil. Cuanto más nos alejamos de Capital Federal, más se complica. Hay que ir al interior desguarnecido, inhóspito de la Argentina que está a la buena de Dios pare entender de qué estamos hablando”.

“No hay fertilizantes, tampoco dólares para comprarlos y le echan la culpa a la invasión de los rusos a Ucrania, pero aún antes de la guerra tampoco los teníamos”, enfatizó.

IMPROVISACIÓN DEL GOBIERNO.

Concluyó ironizando sobre la improvisación a la que se exponen los productores: “Tenemos máster, doctorados en improvisación, porque la verdad no se sabe más que hacer, cómo seguir en un país donde te cambian las reglas constantemente. Sabemos las tareas que vamos a encarar durante el día, pero no podemos planificar a 48 horas en nuestras empresitas, en nuestras vidas”.

En 2022 se repiten los problemas de fletes y envíos de 2021.

En 2022 se repiten los problemas de fletes y envíos de 2021.

Pero si hay algo bueno es que durante 2021 “todo el sistema se debió adaptar a la forma de cargar” los envíos, y ahora “no vemos que este año vaya a ser diferente. Tenemos un año de experiencia.

Muchos de los problemas que generó la pandemia y que afectan el comercio mundial como la escasez de contenedores “siguen existiendo” a pesar de que antes que empezara la guerra se creyó que este año muchas de esas dificultades se encaminarían hacia una solución dijo el gerente de Comercio Exterior de Saman, Diego Nicola.

En ese sentido señaló que antes que la guerra estallara los fletes y las tarifas había tendido a una estabilización y hasta bajaron “un poco, pero el conflicto causó un nuevo incremento en los fletes marítimos en contenedores y a granel. O sea que en ese tema visualizamos un año similar al 2021”.

Pero si hay algo bueno es que durante 2021 “todo el sistema se debió adaptar a la forma de cargar” los envíos, y ahora “no vemos que este año vaya a ser diferente. Tenemos un año de experiencia y eso vale para todos los rubros”, publicó La Mañana.

El costo de las cargas y los fletes varía según el mercado. “No es lo mismo cargar 2.000 toneladas en contenedores que 15.0000 toneladas en un barco”. Con este sistema “el desafío logístico es más grande, hay que buscar donde acopiar y ver cómo mover la mercadería, pero todos hemos aprendido, nos adaptamos y lo que se hizo el año pasado resultó muy satisfactorio”, insistió.

ANTES DE LA GUERRA UCRANIA HIZO CONSULTAS DE PRECIOS.

Consultado si por la guerra hay una afectación directa sobre el arroz uruguayo, dijo que no porque Rusia ni Ucrania son destinos tradicionales para Uruguay.

Rusia representación alguna operación puntual de algún molino y antes de la guerra Ucrania hizo llamado sobre precios, pero nada más, explicó.

CONGESTIÓN DE PUERTOS.

Las cancelaciones de los envíos a Rusia han congestionado los puertos de Europa y “eso complica porque los barcos tienen que esperar para descargar, se enlentece el itinerario y comienzan a saltear puertos, cosa que también ocurrió el año pasado”, señaló.

Pin It on Pinterest