16 de Agosto de 2018
Máx. Min.
Tecnología 11 de Junio de 2018

Pese a la crisis, los robots van ganando espacio en los tambos del mundo

En Estados Unidos y Europa, el 70 % de las nuevas inversiones en tambos son robots de ordeñe, mientras que el resto es en equipos tradicionales. “Los robots son el futuro”, dijo Paul Peetz, experto estadounidense en la industria láctea.

Tecnología 11 de Junio de 2018

Pese a la crisis, los robots van ganando espacio en los tambos del mundo

En Estados Unidos y Europa, el 70 % de las nuevas inversiones en tambos son robots de ordeñe, mientras que el resto es en equipos tradicionales. “Los robots son el futuro”, dijo Paul Peetz, experto estadounidense en la industria láctea.

Montevideo – TodoElCampo – Pese a la crisis del sector lechero, los tambos apuestan al uso de robots. De esa forma los productores en condiciones de hacerlo apuestan a las tecnologías para mejorar su producción, los robots de ordeñe aumentan 10 % el rendimiento de una vaca. En Estados Unidos y Europa, el 70 % de las nuevas inversiones en tambos son robots de ordeñe, mientras que el resto es en equipos tradicionales.

En la localidad bonaerense de María Ignacia Vela (50 kilómetros al oeste de Tandil), Jerónimo di Fonzo realiza una inversión de alrededor de U$S 2 millones en un tambo estabulado para 300 vacas. Estará funcionando en octubre y contará con sistema de ordeñe con cuatro robots.

El productor posee 300 animales con una producción individual de unos 25 litros de leche por día, pero se aspira a que el nuevo establecimiento tenga una base de 35 litros diarios.

“En Sudámerica, los  (establecimientos con robots) que visitamos se mueven entre 32 y 42 litros por día”, dijo Di Fonzo.

Además de los robots de ordeñe el proyecto incluye una cama de compost y un sistema de biogás para tratar los efluentes.

El objetivo no es la producción de biogás (que incluso puede quemarse), sino reciclar la bosta y contaminar menos el ambiente.

En el galpón, los primeros 20 metros se destinan a la cama de la vaca, los 4,5 siguientes al espacio para que coma parada, y el resto es pista de alimentación por la que los barredores pasan dos veces al día sacando los deshechos. Ese estiércol es el que va a una fosa de tratamiento de efluentes y a la producción de biogás.

La generación de biogás “no es el núcleo del proyecto, sino que busca reducir el daño ambiental y lograr un buen fertilizante no petrolado”, dijo el productor.

Agregó que para que la vaca produzca más “necesita ausencia de estrés, no estar en el barro, no tener gente cerca ni competir con pares por comida”, o sea que cuanto “más cómoda y limpia está, más produce”, aseguró Di Fonzo.

LOS ROBOTS SON TENDENCIAS EN EL MUNDO.

En Uruguay el mercado de robots es cada vez más dinámico.

En marzo de 2017 se informó que en un establecimiento próximo a la ciudad de Dolores (Soriano) comentó a funcionar el ordeñe totalmente robotizado con equipos de la empresa holandesa Lely.

En Estados Unidos y Europa, el 70 % de las nuevas inversiones en tambos son robots de ordeñe, mientras que el resto es en equipos tradicionales.

“Los robots son el futuro”, dijo Paul Peetz, experto estadounidense en la industria láctea.

“El robot nos da la capacidad de ordeñar una vaca como lo hubiera hecho mi abuelo”, agregó.

Esta tecnología da al tambero “la capacidad de ver, oír y sentir cómo responde cada vaca en particular. Nos lleva de vuelta a la vaca individual en lugar de verlos como grupos de vacas sin mayores costos de tiempo o trabajo”, comentó.

(Con datos de La Nación, Lely North América e información propia. Foto de Lely).

Compartir en: