04 de Agosto de 2020
Máx. Min.
Avicultura 22 de Abril de 2020

Panorama avícola del continente ante la pandemia del Covid-19

La relación con el gobierno nacional es muy buena, están aceitado los canales de dialogo. Se ha trabajado mucho para resolver el tema de movilidad y la llegada de insumos a las granjas y de productos finales a puntos de venta.

Avicultura 22 de Abril de 2020

Panorama avícola del continente ante la pandemia del Covid-19

La relación con el gobierno nacional es muy buena, están aceitado los canales de dialogo. Se ha trabajado mucho para resolver el tema de movilidad y la llegada de insumos a las granjas y de productos finales a puntos de venta.

Montevideo – TodoElCampo – ¿Cómo ha afectado el coronavirus Covid-19 la producción avícola?, en Uruguay la producción de huevos y pollos es normal, y esa es la generalidad en todo el continente según informe de AviNews que analizó la situación de los país de la región.

URUGUAY –En Uruguay, los niveles productivos de huevos y pollos son normales en comparación a semanas anteriores. La comercialización de huevos está con una plaza muy firme donde se nota el faltante.

Desde marzo a la primera semana de abril se tradujo en un mercado ágil con precios que comenzaban a recomponerse luego de mucho tiempo. Desde febrero a la fecha la recomposición de precios fue del 33 %. Esta semana, el mercado se nota más tranquilo. El precio de venta en granja es de U$S 1,40 la docena y al público en supermercado ronda los U$S 2,30, con algunas distorsiones de precios de los intermediarios. Desde hace dos o tres semanas la divisa local ha sufrido una devaluación, por lo que muchos insumos han aumentado sensiblemente.

Para el caso del pollo, desde principio de marzo se habían comenzado a recomponer precios, pero la segunda quincena de marzo trajo aparejada una baja del precio de la carne roja y, por ende, se frenó el consumo de pollo y aumento la compra de vacuno. Si a lo anterior, se suma que hay muchos comercios cerrados que consumen pollo, da como resultado un importante aumento de stocks.

La relación con el gobierno nacional es muy buena, están aceitado los canales de dialogo. Se ha trabajado mucho para resolver el tema de movilidad y la llegada de insumos a las granjas y de productos finales a puntos de venta. El dialogo es constante y permanente. Esta situación deja como experiencia que cada empresa hizo su protocolo de prevención y que el trabajo en equipo entre los colegas aumentó sustancialmente.

EL RESTO DE LOS PAÍSES.

ARGENTINA – La situación en el sector pollo viene mejorando desde el segundo semestre del año pasado, ante el incremento de los volúmenes de exportaciones. En términos generales el mercado interno está ágil, estimándose un aumento en el consumo per cápita de al menos 1,5 kilos el 2020. Actualmente, las exportaciones se están limitando para atender el mercado interno.

La competitividad no es la misma que en 2019, ya que Brasil devaluó su moneda en 11 % y hay un impuesto local de 9 % a las exportaciones de pollo. En el caso del huevo, los precios se venían recuperando y se pasó de precios que no cubrían los costos a valores razonables a la fecha de hoy. Creemos que el consumo se aproximará a los 295 huevos per cápita para 2020.

Los valores actuales de la docena de huevos al público rondan los U$S 1,73 y en este momento el productor está percibiendo U$S 0,97. Se nota una distorsión en la cadena de comercialización, particularmente por la especulación desarrollada por los intermediarios. Los niveles de producción de huevos y pollos son normales desde principio de la cuarentena y se siguen manteniendo.

Existe preocupación, si se llegará a presentar un caso positivo de Covid-19 en alguna de las plantas de faena, planta procesadora de alimentos, plantas de clasificación y empaque de huevos o en alguna granja de producción de huevo o pollo.

Actualmente, el precio de un kilo de pollo al mayorista está en alrededor de U$S 1,35 y al público U$S 1,65. En general, el sector avícola está bien abastecido de materias primas para producir, más allá de una subida importante en el maíz (17 %) soja (10 %) envases (8 %), fletes (12%) y mano de obra (38%). Existe un constante y continuo diálogo con el gobierno gacional y los gobiernos provinciales donde diariamente se intercambian informaciones del sector. Ambos sectores experimentan un ausentismo laboral que va desde el 6 % al 14 % de sus trabajadores, debido al alcance de las excepciones de la legislación vigente (madres a cargos de niños, adultos mayores, o personas con riesgo en su salud).

El sector de postura ha logrado incorporar el huevo en polvo en planes sociales, ante la falta de huevo fresco en cáscara que imposibilita abastecer normalmente a comedores escolares y sociales.

BOLIVIA – El sector huevos ha transitado por dos años malos para el precio de este producto. Por lo cual, a inicio de este año, los productores tuvieron que disminuir la oferta en 5 %, coincidiendo con la Cuarentena decretada en este país. Los precios pagados al productor mejoraron sustancialmente, y los valores pagados por los consumidores no han sufrido mucha variación más allá que el consumo subió en 30 %. Mientras, el sector pollo viene de 4 años malos, difíciles, cuesta arriba.

Últimamente se restringió la oferta en 7 %, pero en plena cuarentena el consumo bajo entre 50 % y 60 %, principalmente por el cierre de restaurantes, hoteles y puestos callejeros de venta de pollo.

Al productor de pollo los frigoríficos les han reducido hasta 50 % de lo que estaban pagando por el kilo vivo, pero esa baja no se trasladó al consumidor ya que el precio continúa igual. El abastecimiento de insumos sufrió algunos trastornos en los primeros días de la cuarentena, los cuales los superaron con tranquilidad.

Ahora surgen interrogantes sobre como en las próximas semanas se efectuarán las importaciones de vacunas, aditivos, fármacos, vitaminas, genética, etc., desde los distintos puntos del mundo, ya que sus proveedores están notando complicaciones para re-abastecerse.

En el mercado de huevo, bajo las actuales condiciones, se ha provocado que los intermediarios logren ganancias fuera de lo normal, debido a la excesiva especulación que existe. Se avizora una situación muy difícil para el sector pollo, previendo que desaparecerán muchas empresas. Las relaciones con el Estado nacional son muy buenas desde la primera hora. Al principio eran para coordinar el abastecimiento de insumos básicos de la producción y actualmente están elaborando un plan de salvataje económico para las empresas engordadoras de pollos.

En resumen, lo positivo es que el Estado ha podido conocer en detalle a ambos sectores, así como también su importancia; y el consumo del huevo ha aumentado significativamente. Lo negativo es que la situación del sector pollo se puede calificar como de extrema gravedad.

BRASIL – La producción brasileña se desarrolla normalmente. El sector huevo se desempeña habitualmente en lo relativo a la producción y con faltantes puntuales en algunas bocas de expendio.

Para el caso del sector pollo, se están evaluando prorrogar los retiros de pollos a faena unos días para disminuir la oferta, debido a que el mercado local no está absorbiendo el exceso de producción. Por otro lado, hay bajo precio dado a un exceso de oferta y a una retracción de la demanda. Actualmente las cámaras de frío están completas.

El sector pollo en su permanente relación con el Gobierno federal de Brasil, está solicitando al gobierno líneas de créditos para manejar los stocks excedentes. Actualmente las tasas de bancos oficiales en reales rondan el 3,5 % anual y la de los privados el 6,7 % anual. Esto último ocasiona un impedimento para tomar los créditos.

Las exportaciones se están realizando normalmente y se estima que en abril crecerán los volúmenes con destino a China. Con respecto a la cuarentena que se ha decretado, hay mucha preocupación por 40 millones de empleos informales que diariamente trabajan en la calle y que esta situación será una limitante.

Los valores actuales de la docena de huevo al público están cerca de los U$S 1,76 y en este momento al productor le están abonando U$S 0,93.

CHILE – Con respecto al sector productor de huevos sigue en niveles normales de producción, no ha sufrido variaciones los las últimas semanas. Se ha notado un incremento de la demanda, la cual está más focalizada en comercios de grandes superficies.

Actualmente en Chile hay programas de entrega de canastas de alimentos, donde el huevo está presente. El huevo que se incluye en las canastas es de un tamaño que actualmente no se consigue y eso provoca un cierto grado de preocupación al estado nacional por falta de esa mercadería.

En las regiones donde se ha decretado la cuarentena también se dispuso la libre circulación a toda la cadena productiva y comercializadora de huevos y pollos. Las dificultades de libre circulación provocaron aumento en el costo del alimento balanceado y otros insumos como maples o anaqueles o bandejas y por ende el costo de producción de la docena en granja subió 30 %.

El consumo de huevos subió de forma importante, y más allá que se comercializan con un incremento de precios de 10 %, continúa siendo un producto muy económico ya que su precio por docena al público es cercano a los U$S 1,73.

COLOMBIA – Los avicultores colombianos se muestran preocupados ante la acelerada devaluación del peso colombiano frente al dólar, superando el 22 % en el transcurso de este 2020. Este porcentaje duplica a la devaluación promedio registrada el año pasado.

En las últimas semanas, la demanda del huevo de mesa creció cerca de 20 %, y gran parte de ésta se puedo abastecer debido a que durante los primeros meses del 2020 el encasetamiento de aves a producción creció un 14 % en relación al mismo trimestre de 2019. Los precios a público subieron en el orden del 20 %. Debido que el 70 % del costo de una docena de huevos es el alimento balanceado. Por lo cual, los productores han tenido urgentes reuniones con el Estado nacional y han logrado congelar el sistema andino de franja de precios y llevar de 6,5 % a 0 % el arancel de importación de insumos, principalmente granos.

La industria avícola colombiana demanda 5,5 millones de toneladas de maíz, por tal motivo era primordial lograr la medida descrita anteriormente. Debido a algunas situaciones poco clara con el comercio de los productos avícolas, el sector acordó con el gobierno tres pasos de acción, que se enumeran de menor a mayor: primero, controlar precios; segundo, fijar precios; y tercero intervenir el mercado.

El abastecimiento de huevo y pollo es normal. Según pasan los años, el negocio de la producción de huevos se sigue concentrando. El caso del pollo es la otra cara de la moneda. La producción venía bien y debido a una abrupta caída del consumo de pollo fuera de las casas, la venta de pollo fresco bajo entre 20 % y 50 % dependiendo del lugar, arrojando un 35 % en promedio. Por otro lado las ferias populares de ventas de alimentos, no incluyen al pollo. Debido a ambas situaciones narradas las cámaras frigoríficas están a full de su capacidad, por lo que están alquilando contenedores para guardar y refrigerar el pollo procesado.

Actualmente el costo de un kilo de pollo ronda U$S 1,70 y el precio que paga el público es de U$S 2,08 el kilo. Como medidas urgentes para disminuir la oferta de carne de pollo se ha resuelto: sacrificios de pollitos BB, no incubar huevos fértiles y retiro anticipado o replumes en reproductoras.

ECUADOR – Desde que comenzó la cuarentena, el 16 de marzo a la fecha, los niveles de producción de carne de pollo y huevo son normales. Para la comercialización de huevos, en algunas zonas se han triplicado los pedidos de mercadería, provocando serias dificultades para abastecer la demanda nacional.

La docena de huevos tenía un costo de producción de U$S 1,10 y se comercializaba a U$S 0,72, ocasionando fuertes pérdidas a los productores en los últimos meses. Actualmente se comercializan a U$S 1,20 la docena en granja y a U$S 1,70 al público. Los precios han subido porque aumento la demanda, hay especulación, hay acaparamiento y se frenó el contrabando.

Para el caso del pollo, el consumo tuvo una caída de 45 %, y por ende la producción se encamina a bajar el mismo índice. Ya se ha comenzado a tomar acciones para bajar la oferta entre el 40 % y 50 % con acciones como: salida anticipada de reproductoras, no ingreso de huevos a plantas de incubación, sacrificios de pollitos BB, y replume de reproductoras.

La actual situación de cuarentena donde se encuentran cerrados los restaurantes, casas de comidas (rosticerías), las ferias populares de compra de alimentos, fast food, hoteles, catering, etc., hace que la demanda de pollo sea solamente por canales de comercialización de supermercados, mercados, mini mercados, asiáticos y proveedurías de aproximación.

Afortunadamente la relación con el gobierno es excelente. Muy buena sintonía para resolver inconvenientes iniciales por temas de movilización de trabajadores y logística de insumos y productos finales.

En la provincia de Guayas, la más compleja en esta pandemia, donde se encuentran el 75 % de casos positivos y más del 60 % de los fallecidos, es por donde ingresan al país los cereales ya que se encuentra el puerto más importante del Ecuador. Esto provoca que los transportistas no quieran ingresar a la provincia, debido a la desesperante situación que están atravesando los habitantes.

PARAGUAY – En la industria avícola paraguaya, los niveles de producción de huevos y pollos están en niveles normales. En el caso de los niveles de consumo hay una merma del 25 % en pollos y un incremento del 25 % en huevos. El primer resultado se obtiene ya que no existe circulación de gente y, por tanto, los vendedores de pollo al espiedo en la calle no tienen a quién venderle. Si antes vendían 200 unidades hoy no superan las 30 unidades.

La situación del huevo es inversamente proporcional, ya que por la cuarentena las personas están más en la casa y consumen más. A lo anterior, hay que sumarle que no está ingresando huevo de contrabando desde Brasil y Argentina.

Es constante la relación con el gobierno nacional abordando temas de logística, protocolo de prevención y abastecimiento de insumos a granjas y del producto final a los puntos de venta para el consumidor. El valor del pollo al público es de aproximadamente U$S 1,40 el kilo y la docena de huevos U$S 1,60 en supermercados.

PERÚ – Con respecto a la avicultura peruana, los niveles productivos de carne de pollo se estuvieron manejando con normalidad. En relación al consumo aumentó significativamente en el caso de los huevos y, sin embargo, para el pollo bajo radicalmente. Para el primer caso, se puede  decir que el consumo de esta proteína completa se da por su versatilidad, accesibilidad y calidad, que no debe faltar en ninguna cocina.

La gente está permaneciendo más en su casa, cocina más y consume más, y es ahí donde el huevo gana terreno frente otros alimentos. Para el caso del pollo, la limitante de muchas familias es generar ingresos, sumado a la dificultad de entregar pollos a los mercados de venta y al cierre de comercios donde se expenden pollos cocinados, provocando que se incrementen los stocks.

El precio del kilo de pollo paso de la banda de U$S 2,66 a U$S 1,77, a U$S 1,33 en la actualidad. Para el caso de la docena de huevos, el precio que actualmente paga el consumidor en el  supermercado es de U$S 1,92. Están activamente trabajando con el gobierno nacional, particularmente por temas de logística en la entrega de insumos y la llegada a los puntos de ventas con los productos finales.

Afortunadamente esta pandemia encontró a Perú con mucho stock de los productos de la canasta básica. Así todo, el gobierno nacional, fomenta las ferias itinerantes, acelerando el consumo pero a precios mucho más bajos que los valores de las cadenas de supermercados o en tiendas de aprovisionamiento.

VENEZUELA – No se ha obtenido información desde este país sobre la situación de la avicultura, tras la pandemia del coronavirus.

Compartir en: