18 de Octubre de 2017
Máx. Min.
Ovinos 29 de Julio de 2017

Larga vida a Central Lanera

Central Lanera Uruguaya (CLU) cumplió sus primeros 50 años y los celebró con un evento realizado en su planta industrial de Florida. TodoElCampo estuvo presente, y Horacio Jaume nos aporta su reflexión sobre este hito y la trayectoria y vigencia de la cooperativa.

Ovinos 29 de Julio de 2017

Larga vida a Central Lanera

Central Lanera Uruguaya (CLU) cumplió sus primeros 50 años y los celebró con un evento realizado en su planta industrial de Florida. TodoElCampo estuvo presente, y Horacio Jaume nos aporta su reflexión sobre este hito y la trayectoria y vigencia de la cooperativa.

Montevideo - Horacio Jaume - TodoElCampo -Las instituciones nacen por el sentir de la gente y reflejan su función cumpliendo con los motivos para los que fueron creadas. 

En el caso particular de Central Lanera, que cumple 50 años, esa máxima se cumple totalmente. 

La lana fue, durante mucho tiempo, el principal producto de exportación de Uruguay, y por lo tanto, nuestra principal riqueza.

La lana uruguaya se destaca en el mundo. La industria del sector no le va en zaga y también logra hacerse un lugar.

Dentro de ese marco, nació Central Lanera con un perfil propio y demostrando que el cooperativismo, herramienta útil en muchos sectores, también lo es para este rubro.

La competencia fue muy dura, pero el espacio se lo ganó en buena ley. Durante esos 50 años hubo buenos y malos momentos, pero supo amoldarse a ellos proponiendo cosas diferentes.

El precio promedio fue un diferencial, pero también hizo y propuso en genética, trabajando con investigadores que en su momento fueron muy discutidos pero también muy respetados.

No conforme con esto, rompió un tabú asociándose con una multinacional para poder seguir creciendo, para posteriormente también terminar recomprándole su parte.

En lo que tiene que ver con lo dirigencial, fue muy prolija en su forma de operar. Consciente de que no es fácil formar ejecutivos, mantuvo en primera fila a aquellos que lograban destacarse entendiendo también de esta manera que los mercados trabajan en base a confianza.

Hoy el stock bajó a unos 7 millones de ovinos, la lana no es más el principal rubro de exportación y los desafíos son otros.

No han sido años fáciles y las distintas administraciones no han tenido para el ovino ninguna consideración, pero el espíritu sigue siendo el mismo: aquel que nació en la cooperativa el Fogón de Sarandí del Yi, en Trinidad, lo mismo que en Sarandí Grande. 

La lana se paga por finura, y la carne ovina pasó a tener mucha importancia. En ambos rubros Central Lanera tiene un protagonismo muy importante. Pero frente a la realidad de administraciones insensibles con el rubro, como también un sector productor algo miope para interpretar los mercados,se produjo esta baja brutal del stock.

Como muestra de esta realidad, el Ministro Tabaré Aguerre, después de casi 7 años en el cargo, y luego de ser invitado muchas veces, concurrió por primera vez a la planta de Florida en esta celebración de su 50 aniversario. 

La historia se escribe todos los días, y esta será una página más en la Central Lanera que, como hace 50 años, realiza su actividad comercial con mucha responsabilidad, coraje y esperanza.

Recordando el viejo saludo romano, "Larga vida a la Central lanera"

Compartir en: