18 de Noviembre de 2017
Máx. Min.
Vacunos 08 de Noviembre de 2017

Finaliza la zafra de toros, con alto porcentaje de colocación y preferencia por genética probada

En una zafra “positiva”, los compradores de toros fueron más selectivos por datos objetivos y valoraron servicio post venta de las cabañas oferentes, evaluó Alejandro Zambrano en diálogo con TodoElCampo.

Vacunos 08 de Noviembre de 2017

Finaliza la zafra de toros, con alto porcentaje de colocación y preferencia por genética probada

En una zafra “positiva”, los compradores de toros fueron más selectivos por datos objetivos y valoraron servicio post venta de las cabañas oferentes, evaluó Alejandro Zambrano en diálogo con TodoElCampo.

Montevideo – TodoElCampo - Las primeras conclusiones de la zafra de venta de toros que está llegando a su fin son “positivas”, sobre todo porque  se vendió un porcentaje altísimo de la oferta, donde tan sólo en “unos pocos remates” quedaron toros  sin vender en pista”.

Para graficar la situación, contó que en el remate de la cabaña  Viejo Pancho, en Durazno, en la pista quedaron entre 7 u 8 toros sin comercializar y  “unos días después se terminaron vendiendo 15, hubo que ir a buscar al campo más de lo previsto”.

En cuanto a los valores, Zambrano cree que al cerrar la zafra van  a ser buenos también.  ”No me gusta predecir, es el mercado quién debe poner el precio”, señaló.  Para el rematador, lo importante es que las cabañas que trabajan con la firma puedan colocar su oferta, tanto sea en el remate, fuera del mismo, o en el campo.  Recordó que muchas cabañas, más allá de realizar remates puntuales también venden el campo, y que “la mayoría, antes que terminara octubre ya habían vendido lo que tenían  destinado a ese mercado, lo que marca el interés por entorar”.  Señaló además, que sobre mediados de Octubre comenzó  a aparecer gente buscando cantidad de toros, cosa que “puede hacer presagiar que en este mes todavía nos encontremos con una alta demanda”.

Zambrano manejó una cifra de 1.350 toros vendidos por el escritorio en remates de cabaña,  exposiciones,  y ventas particulares.

Dijo que una tendencia que se mantiene es la “selectividad”  a la hora de comprar un toro, “la gente mira datos, mira números, no compra volumen o son muy pocos los que lo hacen”.

Para Alejandro Zambrano, los sistemas y plazos implementados para financiar las ventas permite que el productor tenga facilidades, desde pagarlo en doce cuotas hasta los 6 meses libres o el pago contado y con descuentos, aunque indicó que no existe una preferencia marcada por una u otra preferencia.

Respecto a los servicios que han ido incorporando las cabañas, mencionó que desde la firma se promueve que las mismas tengan una buena atención post venta, donde si al comprador le  surgiera algún inconveniente con los toros adquiridos, éste pueda ser solucionado rápidamente. “Cada vez más gente se acerca a los remates para buscar toros que hagan la diferencia rápida en su rodeo, pero también porque obtiene un respaldo del vendedor”.

Afirmó que hoy la tecnología es parte del negocio, donde buena parte de los remates se trasmiten por lo menos via web, y en algún caso más excepcional las ventas se ven por televisión, y que ese “es un sistema que seguramente seguirá creciendo”, para dar más acceso a los compradores.

Destacó también  la importancia de la genética tanto en los sistemas de cría como en las invernadas. Sostuvo que “la pata fundamental”  son las hembras, y que “mucha gente compra toros mirando los datos por habilidad materna”. Zambrano sostuvo que el negocio ganadero es cada vez más exigente desde el punto de vista de la calidad, porque desde el ternero hasta el novillo debe responder rápidamente a la alimentación, y que eso “se logra con calidad genética”.

Producción: Estela Apollonio

 

Compartir en: