14 de Diciembre de 2017
Máx. Min.
Lechería 03 de Julio de 2015

Si de tambos hablamos

Paysandú. El productor y el veterinario tienen que trabajar en equipo y el empresario debe enseñarle al empleado como si fuera de la familia, son algunas de las propuestas que hizo el Dr. Christian Rippe.

Lechería 03 de Julio de 2015

Si de tambos hablamos

Paysandú. El productor y el veterinario tienen que trabajar en equipo y el empresario debe enseñarle al empleado como si fuera de la familia, son algunas de las propuestas que hizo el Dr. Christian Rippe.

Paysandú/TodoElCampo – El pasado martes la empresa nacional de importación y distribución de materias primas Insalcor realizó una presentación en la ciudad de Paysandú. La misma, a cargo del Dr. Christian Rippe, gerente técnico para Sudamérica de la empresa Arm & Hammer, se denominó: “Calidad de leche en tiempos difíciles, ¿qué más puedo hacer?”

Según le manifestó Rippe a nuestra colega Patricia Santos, sean o no tiempos difíciles, “siempre hay algo que se puede mejorar”. Sin embargo, muchas veces los productores a través de sus veterinarios recurren a tratamientos o antibióticos. En ocasiones, ello genera una sensación de uso indiscriminado de antibióticos. Para Rippe tienen razón: “hay que ser conscientes cada vez que utilizamos éste tipo de productos” dijo, y si es posible tratar de lograr opciones sin antibióticos.

Una forma de reducir esa sensación que produce el uso de antibióticos, el especialista de Arm & hammer promueve un proceso gerencial que lleve a cabo un mejor manejo de la vaca, su ordeñe y la nutrición de la misma.

Por ello sostuvo que, antes que nada, el trabajo entre el productor y el veterinario debe ser en equipo. “Trabajar mancomunadamente en un proceso técnico bien elaborado con metas definidas y con un estricto y muy disciplinado proceso de manejo de ordeñe, de la vaca y la nutrición de la misma” dijo.

Explicó que todos los días se encuentran problemas distintos, desde las instalaciones hasta los animales, pero asimismo aclaró que trabajando en equipo y con empleados bien capacitados, es posible. 

LECHE: RECUENTO VACTERIANO

Staphylococcus Aureus es la bacteria más compleja que encontró Rippe en nuestro país. Se trata de una bacteria contagiosa y muy agresiva que produce innumerables procesos crónicos en los animales. Su vía de contaminación más fácil es en el momento del ordeñe, cuando es mal hecho y con vacas poco preparadas.

Si bien es la enfermedad más compleja en nuestro país, dijo que en la sala de ordeñe es donde todo empieza, pero donde todo puede terminar, si las cosas se hacen adecuadamente.

CÉLULAS SOMÁTICAS

“El recuento de células somáticas no es más que un indicativo del estado de salud de la ubre y de la producción de leche” indicó el doctor, por eso aparece cuando hay bacterias, para combatirlas.

El gerente técnico para Sudamérica de Arm & Hammer señaló que cuando visita un tambo lo primero que recomienda es una evaluación juiciosa del equipo de ordeñe, la rutina y la forma en que se manejan esos animales.

RELEVO GENERACIONAL

Manifestó que el problema de relevo generacional es algo que excede a Uruguay, “ello pasa en todas partes” dijo. Además, acotó, “hay una característica que es muy simpática: cuando ordeña el dueño, el ordeñe es mejor”. Ello se debe, aclaró, a que son sus vacas y de ellas depende el progreso de la empresa. Sin embargo, cuando delegan ésta responsabilidad en empleados, la cosa cambia. A su entender, es producto de la falla del tambero a la hora de enseñar, porque lo más importante para el empleado es el saber el “por qué”.

Compartir en: