28 de abril de 2017
Máx. Min.
Economía 18 de junio de 2016

Se estanca la economía uruguaya y preocupa un eventual ¨Brexit¨

Las evidencias de un enfriamiento en la actividad econůmica son claras y por lo tanto no se puede descartar un escenario al menos moderadamente recesivo para los tiempos que se avecinan.

Cr. Lic. Gonzalo Gatti Irastorza*-Montevideo/Finanzas Uruguay/TodoElCampo –El Banco Central del Uruguay publicó esta semana su Informe de Cuentas Nacionales del primer trimestre del año donde se reconoce una disminución interanual del PIB de 0.5% y un leve incremento de 0.1% con respecto al trimestre anterior en términos desestacionalizados.

La caída del nivel de actividad en la comparación interanual se dio en la mayoría de los sectores de actividad. Se confirma entonces lo que veníamos anunciando desde este espacio hace varios meses que eventualmente podría ocurrir: la economía uruguaya ingresó técnicamente en una fase de estanflación (estancamiento económico con alta inflación) que multiplica los desafíos para el actual gobierno en los años que restan de su gestión. Y desde nuestro punto de vista, salvo un cambio importante en el contexto internacional es probable que Uruguay sufra cierta recesión económica.

Lógicamente dependerá de muchos factores pero las evidencias de un enfriamiento en la actividad económica son claras y por lo tanto no se puede descartar un escenario al menos moderadamente recesivo para los tiempos que se avecinan.

RENDICIÓN DE CUENTAS: AUMENTO DE IMPUESTOS, DIFERIMIENTO DE GASTOS, MAYOR ENDEUDAMIENTO.

Finalmente el Ministerio de Economía ingresó al Parlamento el proyecto de rendición de cuentas donde se confirma la “consolidación fiscal” a llevar a cabo para el año 2017.

Sumado a ese “ajuste fiscal selectivo” como lo hemos llamado desde este espacio por recaer sobre una parte de la población, se difieren ciertos gastos para la Educación Pública y el INAU y se restringe el ingreso de nuevos funcionarios públicos además de minimizar ciertos gastos de funcionamiento del Estado.

En definitiva se trata de un “combo” de reducción de gastos y aumento de la recaudación tributaria, algo responsable desde el punto de vista técnico dado el deterioro del déficit fiscal del país pero que luce inoportuno en un contexto de estancamiento económico y con ciertos riesgos de recesión.

De hecho, estas medidas fundamentales para cuidar el grado inversor podrían deteriorar aún más el nivel de actividad que mide el PIB. Se estima en dicha rendición de cuentas que el déficit fiscal seguirá creciendo hasta el 4.3% este año para luego reducirse producto de las medidas adoptadas al 3.3% en el 2017, 2.9% en el 2018 y 2.5% en el 2019. En línea con estas proyecciones se aumentan los topes de endeudamiento para poder financiar los mencionados números en rojo. Sin dudas pensamos que el gobierno necesitará de una gran ayuda del contexto internacional para lograr estos objetivos y por lo tanto no se puede descartar una caída del nivel de calificación de la deuda uruguaya en el mediano plazo.

“BREXIT” MANTIENE EN VILO AL MUNDO FINANCIERO INTERNACIONAL.

Como lo anunciamos en nuestro informe semanal del 26 de febrero del 2016, “el año pasado teníamos el “GREXIT” y este año tenemos el “BREXIT”, parecería que Europa no se cansa de dar la nota en los mercados internacionales”.

El próximo jueves 23 de junio los ciudadanos del Reino Unido (Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda del Norte) decidirán en un referéndum si se van o no de la Unión Europea.

Las encuestas fueron cambiando y ahora hay posibilidades ciertas de que finalmente estos países abandonen el bloque, lo que podría hacer temblar a toda la economía de Europa.

En un mundo tan globalizado como el de hoy los efectos de un eventual “BREXIT” (abreviatura en ingles de “Britain Exit”) alcanzarían en distinta medida a todas las economías del planeta y por lo tanto la atención de los mercados está puesta en lo que suceda la semana que viene en el Reino Unido.

La FED inclusive ha mantenido su tasa de interés de referencia esta semana y reconoció que la normalización monetaria en los EE.UU. podría demorar más tiempo de lo esperado debido a la complejidad del contexto económico mundial.

El próximo viernes seguramente ya sabremos el resultado del referéndum en el Reino Unido.

(*) Cr. Lic. Gonzalo Gatti Irastorza es el responsable de Finanzas Uruguay. Foto del Ministerio de Economía y Finanzas.

Compartir en: