27 de Mayo de 2017
Máx. Min.
Ovinos 05 de Noviembre de 2015

Recomendaciones técnicas para enfrentar posible exceso de lluvias

Ante la posibilidad de que El Niño genere un verano y una primavera más lluviosos de lo normal, el SUL y el INIA sugirieron una serie medidas para evitar "desastres" en las majadas.

Ovinos 05 de Noviembre de 2015

Recomendaciones técnicas para enfrentar posible exceso de lluvias

Ante la posibilidad de que El Niño genere un verano y una primavera más lluviosos de lo normal, el SUL y el INIA sugirieron una serie medidas para evitar "desastres" en las majadas.

Montevideo/TodoElCampo- En la Rural del Prado, autoridades del SUL e INIA presentaron una batería de propuestas a los productores para reducir la mortandad ovina.

El pronóstico para el último trimestre de este año se presenta bajo las características del fenómeno El Niño, con un 90 % de probabilidades de que ocurran lluvias por encima de lo normal,  dijo Gabriel Ciappesoni, del Programa Nacional de Carne y Lana de INIA, a TodoElCampo. Si bien ello significa un aumento de las precipitaciones, explicó que los especialistas no pueden determinar si el mismo será leve o muy significativo. Ante esa incertidumbre, se plantearon recomendaciones para enfrentar l riesgo.

 RECOMENDACIONES TÉCNICAS

Rodolfo Casaretto, técnico del SUL, dijo que desde el secretariado, como institución técnica que está junto al productor, se intenta prevenir, atenuar o solucionar los problemas que se pueden presentar debido a las altas temperaturas y la humedad en el verano; condiciones verdaderamente inhóspitas para el ovino.

Fueron presentados por este técnico tres aspectos generales a los que se debe prestar especial atención. El primero de ellos –señaló- es la dedicación que se le debe prestar al ovino. “Hay que dedicarle más tiempo que a otras explotaciones y más con ésta coyuntura”, indicó.

Otro de los puntos en el que cada productor debe prestar atención, es en lotear los animales –explicó- y atender a los ovinos sensibles, sea por sanidad, categoría o condición. Para ello, Casaretto subrayó la necesidad de preparar potreros o áreas del establecimiento con previo pastoreo vacuno. Indicó que esos predios no pueden presentar un  excesivo volumen  de pasto, debido que este presenta una calidad pobre.

Por último, el tercer aspecto referido es relaciones con las lombrices y la necesidad de hacer análisis coprológicos (HPG). Para el integrante del SUL, en circunstancias como ésta, el análisis pasa a ser una medida tecnológica imprescindible del seguimiento de los síntomas. 

TOMAS ESTRATÉGIAS

Si bien depende de las categorías, apuntó Casaretto, hay tomas que son estratégicas, como en el caso del destete y el seguimiento posterior de corderos y recrías (borregas de sobreaños)  que deberían tener una frecuencia mensual.

Sobre la concepción generalizada del fracaso de las dosificaciones en el rubro, apuntó que en los últimos cinco años esa realidad cambió, producto de nuevas drogas que mejoraron la situación. “Tenemos un arsenal terapéutico más variado que el de las que tienen las recrías vacunas en éste momento”, enfatizó, pero aclaró que las dosis deben ser administradas correctamente a los efectos de aumentar la vida útil de las nuevas drogas.

MAJADAS

Según Casaretto, la alta concentración de ovinos no es un problema en Uruguay, porque las poblaciones son bajas. Dijo que ello siempre y cuando se prepare forraje de pasturas y se especialice el área para ovinos,  y no concentrando la majada por pasturas condicionadas.

“Las majadas en general están bien” dijo y agregó que hay buenas señaladas, con baja mortalidad de corderos por problemas ambientales.

Audio: Estela Apollonio

Redacción: Damián Musso Sosa

Compartir en: