13 de Diciembre de 2017
Máx. Min.
Actualidad 07 de Febrero de 2014

Los gobiernos más corruptos han resultado los populistas

Sergio Abreu: "Los gobiernos más corruptos han resultado los populistas. La plata que se le saca al que trabaja con impuestos, tarifas etc. se gasta sin control, ni siquiera del Tribunal de Cuentas".

Actualidad 07 de Febrero de 2014

Los gobiernos más corruptos han resultado los populistas

Sergio Abreu: "Los gobiernos más corruptos han resultado los populistas. La plata que se le saca al que trabaja con impuestos, tarifas etc. se gasta sin control, ni siquiera del Tribunal de Cuentas".

Montevideo-Sergio Abreu/TodoElCampo – La justicia brasileña dio orden de prisión para el ex presidente de la Cámara de Diputados del Gobierno del gobierno de Lula y de Dilma por corrupción pasiva, lavado de dinero y malversación.

25 políticos y empresarios han sido condenados por lo que se llama " el Juicio del siglo ". Entre ellos el secretario de la Presidencia de Lula, José Dirceu, ex guerrillero, a diez años de prisión.

Hace poco un senador del Frente Amplio leyó en el Senado una carta del delincuente Dirceu, que atacaba a la justicia brasileña y la acusaba de actuar fuera de los móviles jurídicos.

Eso no es casualidad, porque para muchos (no digo todos) integrantes del gobierno " lo político está por encima de lo jurídico"; es decir la independencia del Poder Judicial no existe, y por tanto , se debe someter a los designios totalitarios del gobierno.

Los gobiernos más corruptos han resultado los populistas. La plata que se le saca al que trabaja con impuestos, tarifas etc. se gasta sin control, ni siquiera del Tribunal de Cuentas.

En ese contexto, empresarios amigos, burócratas complacientes o cómplices, y jerarcas hasta la más alta investidura participan de un oscurantismo que alimenta la inseguridad jurídica y todo tipo de maniobras. 

La Justicia uruguaya se siente presionada; y es cierto, al punto que el gobierno la denuncia ante órganos de las Naciones Unidad por u  traslado de una jueza en el marco de las decenas de traslados que realiza por año. 

Para muchos jerarcas del gobierno, lo normal es imponer su mentalidad totalitaria como la que impulsó el inefable presidente Hugo Chavez que expropiaba, encarcelaba y restringía derechos básicos en el marco de un delirante escenario caribeño inspirado en el régimen cubano, transformado hoy en una diarquía de poder ejercida por los hermanos Castro.

La Sra Cristina y su entorno en la Cuenca del Plata tienen una sintonía con estos dictadores que comparten estos excesos y deciden presionar, denunciar y amedrentar a la Justicia simplemente porque no creen en su independencia. Ni en la “burguesa” separación de Poderes. 

Por eso, si se pide el procesamiento de un ministro y del presidente del Brou, eso no importa; al primero lo nombran jefe de campaña de un sector del FA, y al segundo, lo mantienen en el cargo como si nada hubiera pasado; un tercer, procesado por su actuación en los Casinos va camino, con este criterio, a ser tesorero.

A eso agregamos a un “ irrepetible” senador, que no sólo organiza caravanas, sino que enfrenta al nuevo Comandante del Ejército que defendió su Institución y reiteró que las FFAA dependen del Mando Superior, es decir del presidente. 

Cuando todos queremos mirar para mañana, sin odios y resentimientos siempre aparece un hemipléjico moral que defiende a los que sufrieron de su bando y se olvida de la violación de los derechos humanos en que incurrieron sus amigos, que en nombre de la liberación, secuestraron, mataron y "zapatearon" sobre la Constitución y las leyes.

Por eso un “bien” de la justicia brasileña!! porque actúa con la independencia que defiende el residente de nuestra Suprema Corte de Justicia; porque el corrupto es en todos lados el mismo sin importar la ideología.

Y sobre todo, porque en el Uruguay falta mucha tela por cortar hasta que se llegue hasta el "hueso" en el caso de Pluna y en el incipiente Aratirí cuña de una depredadora minería de cielo abierto que va camino a que la Justicia, en su momento, vuelva a sumergir en un baño de humildad a los soberbios gobernantes y empresarios que creen que pueden actuar al margen de la ley.

(En la foto Lorenzo y Caloia. Foto de El País).

Compartir en: