24 de Julio de 2017
Máx. Min.
Ovinos 10 de Diciembre de 2016

Lanas finas se comercializan con fluidez, mientras las de micronaje medio no encuentran mercado

Para Carlos Sierra, Uruguay pierde terreno en el concierto internacional lanero por falta de apoyo al sector.

Ovinos 10 de Diciembre de 2016

Lanas finas se comercializan con fluidez, mientras las de micronaje medio no encuentran mercado

Para Carlos Sierra, Uruguay pierde terreno en el concierto internacional lanero por falta de apoyo al sector.

Montevideo / TodoElCampo- El mercado internacional de lanas medias se encuentra obstruido producto de la caída de la demanda China, indicó a TodoElCampo el titular de la empresa Sierra e Hijos, Carlos Sierra.

Manifestó que ésta situación es la antítesis a la ocurrida el pasado año, cuando la lana Corriedale se vendía muy bien y la lana fina tenía que soportar la baja. “Este año se ha dado al revés, desde que abrió el mercado la lana Corriedale ha permanecido en baja”, dijo.

El especialista le puso números a la zafra e informó que las lanas grifa verde, entre 28 y 31 micras, obtuvieron valores entre U$S 3,20 y U$S 3,50. Sin embargo, explicó que esos mismos negocios, en la actualidad, pero sin acondicionar, están en el entorno de U$S 2,40. Por su parte, la grifa celeste se ubica en el entorno de U$S 2,60 y U$S 2,70.

Aunque la zafra comenzó trancada, Sierra cree que en marzo la situación se regularizará.

En lanas finas Merino, bien acondicionadas y de bajo micronajes, hubo negocios de U$S 6,80 y valores más altos en aquellas acondicionadas grifa verde con 18 y 19 micras, indicó Sierra. Asimismo, en aquellas sin acondicionar, según la finura, se observaronr transacciones por U$S 5, y lo mismo sucede con la lana de Ideal, acotó.

POR NECESIDAD

El productor y comercializador de lanas subrayó que en la actualidad se venden lanas medias por necesidad de liquidez, pero no porque se cierren buenos negocios. Además, acotó que el atraso cambiario no permite que la industria cierre buenos negocios en el extranjero, y el costo de producción y de la esquila hacen que U$S 2 no sirva y sea necesario un dólar más (U$S 3). Sin embargo, por lo argumentado anteriormente, “ya se comercializó el 60 % de la lana Corriedale y son pocos los productores que esperaron para ver qué va a suceder”, comentó.

En ese marco, apuntó que al mal año vivido se le viene uno peor, “tanto a nivel de productores como a nivel de industria”, dijo y explicó que la demanda del gigante asiático no es segura, porque frente a una eventual devaluación del Yuan, afecta al mercado internacional. Asimismo, la Unión Europea se encuentra sólido como posible mercado, pero Australia y Nueva Zelanda generan competencia.

Sierra recordó las exigencias del viejo continente, y también de China, que se basan, entre otras cosas, en una lana prolijamente acondicionada.

En el caso de las lanas finas, como se espera que el mercado se frene dentro de un mes y medio, las ventas son fluidas, comentó.

URUGUAY NO AVANZA

El especialista en lanas se refirió al momento del sector en el país. Según manifestó, desde el 2010 su empresa lleva un monitoreo en cabañas de Escocia, Inglaterra y México. En el caso de los países europeos, indicó que han perfeccionado la genética y la lana ya no es un subproducto. “Yo diría que en la Corriedale, Inglaterra está a la par nuestra en genética” dijo y agregó: “están madurando su forma de pensar, de cómo venden tanto la carne como la lana”.

Ello se refleja con la mejora del negocio en un 60 % y la venta a China con valores en el eje de los U$S 2,20 y U$S 2,30.

En cuanto a México, informó que produce ovejas y corderos con criterio europeo y mentalidad uruguaya, por lo que realizan más meses de esquila para que el largo de mecha de la lana sea rentable. Aclaró que los costos son “totalmente diferentes a Uruguay”, y argumentó: “tú vas a México y el productor está contento de lo que está haciendo”. Explicó que en promedio producen 100 ovejas con la capacitación debida por parte del Estado. Además, reciben combustible económico y facilidades para la compra de maquinaria con créditos a largo plazo y costos menores. “Y lo mismo sucede en Inglaterra, Escocia, Holanda y Bélgica”, comentó Sierra, mientras que “nosotros quedamos afuera”, clamó.

“Lamentablemente los productores uruguayosestamos lejos de la realidad de los mercados en el mundo”, aseguró y agregó que cada vez son más los productores que se vuelcan a otras producciones. “Acá tiene que haber un cambio de mentalidad muy grande” y “empezar a apoyar a los productores, tanto al chico, mediano como al grande”, expresó, porque de seguir así “Uruguay va a ser un país que va a tener árboles, muy pocos vacunos y frigoríficos con sus propios vacunos para abastecerse”, dijo.

Insistió que se aproximan cambios donde la producción ovina disminuirá fuertemente, porque mientras se exoneran de impuestos a grandes empresas de otros rubros, al productor ovino, en un país que vivió históricamente de la lana y la carne, el “banco país (BROU)” le dificulta las cosas a los productores, finalizó.

Producción: Estela Apollonio

Redacción: Damián Musso Sosa 

Compartir en: