12 de Diciembre de 2017
Máx. Min.
Lechería 27 de Enero de 2016

La ola de calor es otro golpe para los tamberos

Sombra, aspersión y ventilación, en ese orden, son aspectos básicos para velar por la salud de las hembras

Lechería 27 de Enero de 2016

La ola de calor es otro golpe para los tamberos

Sombra, aspersión y ventilación, en ese orden, son aspectos básicos para velar por la salud de las hembras

Montevideo/TodoElCampo – La baja producción de leche responde a la influencia de las condiciones ambientales, que generan falta de confort en los ganados, explicó la doctora Elena de Torres a TodoElCampo.

Aunque los valores de la leche son bajos y los precios de los insumos altos, los productores con buen clima buscan encontrarle “la vuelta” al asunto, sostuvo de Torres, pero lamentó que “ya les quedan pocas vueltas” porque el clima no ayuda.

Señaló que la ola de calor terminó de perjudicar al sector, con pocas posibilidades de pastoreo y animales que se encuentran por fuera de su confort térmico, la producción de leche descendió. En ese sentido, de Torres manifestó que un gran porcentaje de la energía que se proporciona a las vacas (Holando) éstas no la utilizan para producir leche, sino para generar un equilibrio corporal.

Indicó que ello muchas veces es difícil de ver por parte de productores y asesores, y se termina por descuidar. Respecto a ello, sostuvo que se tienen que tener presente las características de cada predio. En ocasiones –indicó- trasladar grandes distancias a las vacas para consumir pasturas de mala calidad, es innecesario. Quizás en esa circunstancia es mejor que se le alimente con silo, agregó.

De la misma forma, de Torres dijo que se debe cuidar cuanta fibra se le proporciona a las vacas, pues éstas producen calor a nivel interno. Entonces –reflexionó- es fácil elegir una dieta, pero es parte del desafío de mantener la producción.

“Cualquier cosa que hagamos tenemos que pensar en la sostenibilidad económica”, subrayó de Torres, quien apuntó que tan importante como la alimentación de los animales es que el productor mantenga “cierta liquidez”.

EL CONFORT

De Torres señaló que no sólo el confort térmico es importante para las hembras, también es necesario tener en cuenta aspectos como las moscas, montes de abrigo u agua. Indicó que muchas veces las vacas abandonan la sombra para ponerse al sol porque las moscas las molestan, y no porque estén a gusto así. Por otro lado, efectuar aspersión en el corral de espera sin sombra, “es peor que no mojarla” aseguró, porque aumenta la humedad relativa por el hormigón. Entonces, “si vamos a mojar a las vacas, hay que ponerles sombra”, sentenció.

Manifestó que una vaca lechera puede llegar a consumir 100 litros de agua, si ésta es de calidad y la tiene a menos de 150 metros. Si está en un tajamar –ejemplificó- va a consumir lo mínimo necesario y en ese caso dará menos leche.

Entonces, por más buena que pueda ser una pastura, se debe ver qué tan cerca está de las hembras, en qué horario se las piensa trasladar hasta ella y si tiene disponibilidad de agua con calidad, enumeró de Torres. Por ello, para finalizar, sostuvo que las vacas tienen que cubrir sus necesidades básicas de alimentación, además de velar por sombra, aspersión y ventilación.

Audio: Estela Apollonio

Redacción: Damián Musso Sosa

Compartir en: