27 de abril de 2017
Máx. Min.
Sergio Abreu 07 de agosto de 2013

Inseguridad y las preguntas que entre todos debemos responder

Sergio Abreu: "La seguridad, la educación y la salud se le ha ido de las manos al gobierno; pero en algún punto todos somos responsables. El tema es cómo enfrentamos las situaciones que más nos apremian en el corto plazo, sobre todo el de la inseguridad".

Sergio Abreu/TodoElCampo – La seguridad, la educación y la salud se le ha ido de las manos al gobierno; pero en algún punto todos somos responsables. 

El tema es cómo enfrentamos las situaciones que más nos apremian en el corto plazo; sobre todo este, el de la inseguridad. 

Nos preguntamos: ¿Es tanta la corrupción policial? ¿Cómo se puede respaldar a las autoridades para mejorar la eficiencia? ¿Es con vivienda policial fuera de los barrios críticos? ¿Aumentando los sueldos, la remuneración y los incentivos? ¿Especializando más a los cuerpos como la Republicana a nivel nacional?

El patrullaje: ¿No debería incluir helicópteros y tanquetas de rápida respuesta? ¿Los patrulleros son los adecuados? ¿Las comisarías no deberían ser mas exigidas y la capacitación más profesional?

La Policía de Cárceles: ¿No podría ser especializada sólo en eso? Las construcciones carcelarias ¿no podrían terminarse rápidamente? (los recursos ya han sido votados).

¿Cuál es el poder de fuego necesario? Y si se tiene ¿es el adecuado para la función? ¿Quién controla y rinde cuentas sobre la compra de armamento? ¿Qué criterio se sigue?

¿El diálogo entre el Ministerio del Interior y la Justicia (respetando la Constitución) no debería ser continuado y profesionalizado?

¿Cómo se ataca el 60% de reincidencia de los presos?

El presidente de la República y el ministro del Interior ¿no pueden convocar a una reunión reservada y compartir sus preocupaciones con la oposición?

A todo esto estoy dispuesto porque el delito y la inseguridad no tienen color político. Pero ¿también lo está el gobierno sin recelos y desconfianzas? Tengo mis dudas, pero creo que debe intentarlo.

Compartir en: