24 de Julio de 2017
Máx. Min.
Lechería 31 de Enero de 2017

INALE maneja alternativas para atenuar la deuda de los tamberos y aprovechar el buen momento del sector

Autoridades del instituto se reunirán con gremiales lácteas el próximo martes 7 de febrero

Lechería 31 de Enero de 2017

INALE maneja alternativas para atenuar la deuda de los tamberos y aprovechar el buen momento del sector

Autoridades del instituto se reunirán con gremiales lácteas el próximo martes 7 de febrero

Montevideo – TodoElCampo- Al Instituto Nacional de Leche (INALE) le preocupa el endeudamiento del sector a corto plazo y maneja la posibilidad de “aliviar” las amortiguaciones de los pasivos en el primer semestre del 2017 o hasta la propia primavera.

Así lo informó a TodoElCampo Ricardo de Izaguirre, presidente de INALE, quien acotó que desde el instituto se trabaja también a largo plazo. Asimismo, también reconoció el interés y despliegue que realizan las propias gremiales del sector para encontrar alternativas.

CORTO PLAZO

Hasta el momento el clima ofrece un verano benevolente que permite, entre otras cosas, disfrutar de un copioso forraje, explicó de Izaguirre. Asimismo, los valores internacionales son buenos y un buen manejo de la situación puede colaborar a “recuperar las deudas contraídas”, dijo.

Apuntó que desde INALE se es consciente que los productores deben invertir para que ello ocurra, en forraje, por ejemplo. Por ese motivo el instituto evalúa aliviar las amortiguaciones de los tamberos en 2017, hasta mediados de año o, de ser necesario, finales de la primavera, explicó.  

LARGO PLAZO

Para inversiones de mayor envergadura -máquinas de ordeñe, tratado de efluentes, riego, entre otros-, ausentes en los últimos dos años producto de la crisis del sector, “buscaremos otro tipo de plazos (…) tenemos que trabajar con plazos de unos 10 años”, comentó el titular de INALE.

LA DEUDA DEL SECTOR

Según explicó de Izaguirre, a finales del 2016 la deuda del sector lácteo ascendió a U$S 330 millones; U$S 36 millones con las industrias y gremiales, y U$S 294 millones con el sector bancario. En relación al 2014, previo al comienzo de la crisis, la deuda con la banca se incrementó en U$S 90 millones, acotó.

Dentro de ese guarismo ingresa la deuda contraída por la aplicación del Fondo Lechero (FAL 3), la cual asciende a U$S 68 millones. “Ese es a largo plazo, unos seis o siete años”, apuntó.

En este caso, la retención la realizan las propias industrias lácteas desde setiembre del 2016, indicó.

REUNIÓN CON GREMIALES

De Izaguirre señaló que la reunión con las gremiales lácteas se concretará el próximo martes 7 de febrero.

Producción: Estela Apollonio

Redacción: Damián Musso Sosa  

Compartir en: