28 de abril de 2017
Máx. Min.
Lechería 14 de marzo de 2017

Finaliza hoy el proyecto Tambo Sustentable que implicó a más de 500 productores lácteos

En total, los productores implicados realizaron una inversión en el entorno de los U$S 2 millones y en algunos casos permitió un ahorro de entre 30 % y 40 %.

Montevideo – TodoElCampo- Se cierra el proyecto Tambo Sustentable, creado a finales del 2012 por el BID/FOMIN (Banco Interamericano de Desarrollo /Fondo Multilateral de Inversiones), y Conaprole, para la Promoción a la Mejora de la Eficiencia Energética y Uso de Energía Renovable

La jornada se llevará a cabo hoy, entre las 9 y 14 horas, en el hotel Holiday Inn (Montevideo), y contará con la presencia del directorio de Conaprole, el presidente de UTE, Gonzalo Casaravilla, y el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP), Tabaré Aguerre.

En diálogo con TodoElCampo, Gabriel Oleggini, subgerente en Producción de Leche y Relaciones Cooperativas de Conaprole, manifestó que se trata del cierre de una etapa de trabajo en pro de lograr “eficiencia en el uso de energía en los tambos” y también en “gestión de efluentes”.

En un inicio, el proyecto comenzó con la búsqueda de “posibles puntos de mejoras” en los predios, para después capacitar a futuros auditores energéticos en tambos, cosa que no existía.

Si bien la adhesión de los productores era voluntaria y la meta del proyecto alcanzaba la auditoría de 500 tambos, se alcanzaron finalmente a 540. “Se hizo un trabajo bien interesante”, aseguró Oleggini, quien explicó que se revisaron los consumos históricos y se colocaron instrumentos para medir el consumo.

Determinados los puntos de mejora, se evaluó la inversión necesaria para cada caso y el período que llevaría el retorno de la misma. Ello se le comunicó a cada productor y a su técnico asesor.

Los productores realizaron una inversión aproximada de U$S 2 millones por recambio de equipamiento, ajuste de tarifas y corrección de potencias. “Lo más interesante, más que la inversión, es el retorno”, aseguró el integrante de Conaprole, quien agregó que gracias a elle pueden “trabajar más cómodos” y, por otro lado, lograron “ahorros muy importantes”, que en algunos casos ascienden a 30 % o 40 %.

RUBRO DINÁMICO

Por otro lado, reflexionó que la lechería como rubro es muy dinámico, y quizá un tambo que tenía su infraestructura técnica bien dimensionada hace cinco años, pero con el paso de los años agregó órganos a la máquina, cambió el tanque de frío y agregó bombas agua; “hacen que siempre hayan cosas por ajustar”, ejemplificó. Justamente por ello, algunos de los productores implicados en el proyecto deben necesitar actualizaciones.

SE DESESTIMARON RECOMENDACIONES DE ENERGÍA RENOVABLE

Según explicó Oleggini, al inicio del proyecto se recomendó incursionar en el uso de energía renovable, como puede ser el panel solar. Sin embargo, un estudio profundo de la situación reveló que, con los costos actuales de producción y en predios que aportan al IMEBA (Impuesto a la Enajenación de Bienes Agropecuarios), no es conveniente ingresar, ya que el período de retorno es muy largo. 

El caso contrario es en las grandes superficies, que aportan al IRAE (Impuesto a las Rentas de las Actividades Económicas), se recomienda el uso pero a través de la ley de Inversiones, dijo. Ello “lo hace más interesante” porque se logran “bonificaciones bien importantes”, argumentó.

CONFORMIDAD CON EL PROYECTO

Aproximadamente una cuarta parte de los productores lácteos participaron del proyecto, lo cual conformó a las autoridades. Si bien el resultado del proyecto es positivo, aclaró que quedó toda una estructura en la cual se debe trabajar “para el mañana”, cuando el proyecto en sí ya no esté.

 

Producción: Estela Apollonio

Redacción: Damián Musso Sosa

 

 

 

Compartir en: