15 de Diciembre de 2017
Máx. Min.
Actualidad 20 de Octubre de 2016

Diputado Ezquerra expuso sobre la situación de Fenirol en Tacuarembó

Ezquerra: en los últimos años Tacuarembó fue "castigado" por "la caída de Urupanel" y "ahora se agrega la salida de Glencore", "otro impacto importante si mañana la empresa Fenirol debe cerrar".

Actualidad 20 de Octubre de 2016

Diputado Ezquerra expuso sobre la situación de Fenirol en Tacuarembó

Ezquerra: en los últimos años Tacuarembó fue "castigado" por "la caída de Urupanel" y "ahora se agrega la salida de Glencore", "otro impacto importante si mañana la empresa Fenirol debe cerrar".

Montevideo/TodoElCampo – El diputado por Tacuarembó Wilson Aparicio Ezquerra (Alianza Nacional, Partido Nacional) cursó una exposición escrita a la Cámara de Representantes exponiendo la situación de Energía Renovable Tacuarembó (Fenirol SA).

El legislador dijo que le “inquieta” la situación que “se vive en el departamento de Tacuarembó, concretamente con la empresa Fenirol SA”, siendo de “suma preocupación la estabilidad” de esa “fuente laboral”.

En la exposición escrita Ezquerra recalcó lo que ese “emprendimiento implica para la economía doméstica, tanto por los 47 trabajadores directos, como por los 200 indirectos y los aserradores de la zona que mes a mes reciben ingresos que les permite mejorar en infraestructura y continuar desarrollando sus negocios, que de otra forma todos los subproductos (aserrín, chips, cortezas, costaneras) quedarían tirados en el campo con la problemática ambiental que ello ocasiona”.

URUPANEL, GLENCORE Y AHORA FENIROL.

Recordó que en los últimos años Tacuarembó fue “castigado” por “la caída de Urupanel” y “ahora se agrega la salida de Glencore”. Se trataría de “otro impacto importante si mañana la empresa Fenirol debe cerrar”, advirtió.

La exposición escrita de Ezquerra fue acompañada por una nota donde se detalla información de la empresa en cuestión, la que transcribimos a continuación.

ERT (Energía Renovable Tacuarembó) grupo Uruguayo invirtió U$S 30.000.000 en la planta pionera.

ERT fue adjudicado en el 2006 junto a 4 empresas de biomasa, co generadoras: WP, Ponlar, Bioner y Galofer.

ERT es la única hasta el día de hoy GENERADORA PURA con contrato con UTE.

Las cogeneradoras tienen su materia prima propia (o gran parte) y la importancia de hacer energía es para autoabastecerse a precios más baratos que la UTE, y si les sobra la venden a la UTE. No está en riesgo su viabilidad por 2 motivos: 1) se abastecen de energía más barata; 2) su negocio es otro, necesitan el vapor para su negocio sin ser fundamental el precio que reciben por la venta del MW.

La 1ª paramétrica tenía la LIBOR como componente 22 %, y bajó a cero, o sea el precio antes de empezar (2007) bajó 20 %. Además la paramétrica ajustaba al costo Uruguay en un 15 % (nada) y estaba mal concebida por un cociente de tasas que no tiene justificación económica.

Se demostró y así es presentado por la UTE y la DNE, que la biomasa tiene externalidades muy positivas y el “derrame” en la economía es el 90 % de lo que recauda, al ser intensivo en mano de obra, repuestos, comercios, etc…(trabajan 47 personas directas y más de 200 indirectas). O sea, el precio del MW tiene que estar asociado fuertemente al costo Uruguay, y no lo está.

Todo esto no se sabía ex ante por el gobierno ni por los agentes.

Se pensaba que la biomasa antes no valía casi nada, pero en realidad tenía un precio y ahora el residuo se transformó en un rubro fundamental para los pequeños aserraderos, ya que con esas ventas compran maquinaria y generan más actividad y más empleo.

A pesar de que se quiso corregir la paramétrica en julio del 2012, lo que se hizo fue sólo un paliativo, ya que el precio se ajustó desde diciembre de 2010 (para asimilarlo al llamado 367/010), y no desde el 2006 (que hubiera sido lo conceptualmente correcto), lo que generó un desajuste que hasta ahora no se ha podido corregir. Si bien la paramétrica mejoró, porque ahora compensa a costo Uruguay un 62 % (47% IPPN + 15 % Gas Oil), es insuficiente.

3 ejemplos elocuentes:

1. El precio del MW hoy está por debajo del licitado hace 10 años. Hoy es U$S 86,25 (licitó 89,81)

2. El precio hoy está por debajo del que tendríamos con la 1ª paramétrica con la Libor (89,03), que sería incluso apenas superior al licitado hace 10 años.

3. El precio actual también está por debajo del precio de los eólicos que se licitaron en los tiempos de la nuestra (Palmatir U$S 87,33, etc…)

El gráfico anterior es muy elocuente. Si se hubiera aplicado al precio de la licitación, el reajuste que hizo UTE a los GC-3 en el período Dic-2005 al hoy, el precio equivalente del MW de ERT sería U$S 166.- Se puede ver que el precio de la paramétrica equivocada ya superó al precio vigente actual.

Así se compare con las eólicas de precio bajo, U$S 63, hay que agregarle el costo de materia prima U$S 40, más el costo de RRHH que es otro 20% de las ventas (U$S 18 dólares) adicionales, equivale a un precio de referencia necesario de U$S 121 el MW. Sin contar la inversión de la planta que es mayor que la de los eólicos.

El MIEM/DNE y UTE cambiaron siempre las paramétricas de las licitaciones (usaron 6 paramétricas diferentes), clara señal de la prueba y error; y de que la curva del aprendizaje la ha pagado el privado fundamentalmente.

Desde el 2006 hasta ahora, no hay un solo proyecto más de biomasa a pesar de las convocatorias. ¿Por qué será? Porque los precios que paga la UTE es insuficiente.

En el período 2006-junio 2012, que se cambió la paramétrica, pero ajustada desde diciembre 2010, el precio de ERT subió 15 %.

Si aplicamos al precio de la licitación del 2006, cualquier índice, el que se quiera medir en términos de dólares; las subas que hubieran experimentado esos índices hubieran sido en el período 2006-2012: combustibles +50 %, salarios +161 %, salud +89 %; carne +112 %; IPM + 124 %; IOPC +92 %, educación 142 %, transporte +57 %.

La variación de los precios en dólares que aplicó UTE a sus clientes en las facturas, subió en promedio 117% (GC +118 %; Residencial +115 %; MC 120 %; cargo fijo +108 %)

Ese desfasaje del período 2005 al 2010 sin ajuste (40 %) se mantiene hasta el presente.

Si se hubiera aplicado la paramétrica nueva desde la adjudicación dic2005 (no desde diciembre 2010), el precio del MW de ERT sería U$S 130 a diciembre 2015 (el precio real era a esa fecha U$S 92,86) (igual muy por debajo de haber aplicado cualquier índice o las subas de la UTE).

En el 2010 se presentaron 352 MW en 24 proyectos y ninguno se concretó. Sólo se firmó un contrato y está cuestionado por juntar 2 plantas de 20 MW a precio de una de hasta 20 MW y además se solicitó un traslado que perjudicó a ERT.

Hoy ERT es potencia para UTE. A sugerencia de ésta, se hizo una adenda de reducción de generación en mutuo acuerdo, en donde la UTE gana cuando tiene otras energías más baratas y ERT se beneficia porque acumula materia prima que es escasa. (Materia prima cara abunda, pero no la que sirve para generar). En un mismo día, ERT opera lo que el DNC le pide: contrato, reducción, spot en los picos…

ERT ha pedido dialogar con UTE en amparo de la Cláusula 8 y nunca fue atendido. UTE decía que había que hablar con el MIEM/DNE. Éstos luego de denegatorias fictas, dicen que es con UTE con quién hay que hablar. Luego UTE hace operar denegatoria ficta y este proceso llevó casi 3 años sin que se nos atienda. En julio 2016 UTE resuelve que no hace lugar a cambiar la paramétrica. El hecho de que UTE obtenga energía renovables eólicas en exceso, a precios menores que la biomasa producto de licitaciones posteriores, no es razón para desentenderse de los contratos anteriores de otras fuentes de energías diferentes, siendo omisa a los contratos (Cláusula 8 de revisión de condiciones)

Desde el punto de vista económico financiero, ERT acumuló pérdidas por más de U$S 7MM, refinanció los créditos bancarios en 6 oportunidades, y perdió los beneficios fiscales del proyecto en la COMAP.

Se ha roto la ecuación económica financiera del contrato y hace muy difícil continuar en las actuales condiciones. Si se hubiera aplicado desde el inicio una paramétrica de acuerdo a la estructura de costos de ERT, el precio del MW debería ser U$S 170 y el precio equivalente si se hubiera ajustado por el promedio de lo que UTE cobra a GC-3 sería de U$S 166.-

Para no perder los derechos, y como último recurso, ERT inició acción legal a efectos de resarcirse del perjuicio sufrido hasta la fecha U$S 14.000.000

Según versiones de prensa, a UPM y Montes del Plata, UTE paga 120 U$S/MWh.

(Foto de AN).

Compartir en: