21 de Agosto de 2017
Máx. Min.
Actualidad 21 de Marzo de 2017

BRF negó estar involucrada en prácticas ilegales

BRF posee más de 105.000 empleados distribuidos en 54 plantas en siete países (Argentina, Brasil, Emiratos Árabes Unidos, Holanda, Malasia, Reino Unido y Tailandia).

Actualidad 21 de Marzo de 2017

BRF negó estar involucrada en prácticas ilegales

BRF posee más de 105.000 empleados distribuidos en 54 plantas en siete países (Argentina, Brasil, Emiratos Árabes Unidos, Holanda, Malasia, Reino Unido y Tailandia).

San Pablo, Brasil – TodoElCampo – El nuevo escándalo que afecta a Brasil involucra a la procesadora de carnes BRF (Brasil Foods), una de las mayores compañías de alimentos en el mundo, pero ésta niega realizar prácticas ilegales.

BRF posee más de 30 marcas en su cartera, entre ellas Sadia, Perdigão, Qualy, Paty, Dánica, Bocatti y Vienissima. Sus productos se venden en más de 150 países de todos los continentes.

Posee más de 105.000 empleados distribuidos en 54 plantas en siete países (Argentina, Brasil, Emiratos Árabes Unidos, Holanda, Malasia, Reino Unido y Tailandia).

Este fin de semana la empresa divulgó un comunicado al que accedió TodoElCampo y por el cual intenta realizar “aclaraciones” sobre “algunos hechos importantes”:

1 – CLAUSURA DE LA PLANTA DE MINEIROS (Goiania)

La planta de BRF de Mineiros tiene tres certificaciones internacionales, que están entre las más importantes del mundo: BRC (Global Standard for Food Safety), IFS (International Food Standard) y ALO Free (Agricultural Labeling Ordinance). La última auditoría realizada por el MAPA (Ministerio de Agricultura, Ganadería y Abastecimiento) en la planta fue entre los días 25 y 28 de febrero de 2017, cuando fue considerada apta en todos los requisitos para seguir con sus operaciones. Aunque el juez consideró innecesario cerrar la unidad, el Ministerio de Agricultura la clausuró de forma preventiva y temporal. La medida debe durar hasta que BRF pueda suministrar las informaciones que comprueben la seguridad y la calidad de los productos producidos, lo que debe ocurrir pronto, pues la compañía confía en sus procesos y estándares, que están entre los más estrictos del mundo.

2 – PRESENCIA DE SALMONELLA EN LOS PRODUCTOS

Hay cerca de 2.600 tipos de Salmonella, bacteria común en los productos alimenticios de origen animal o vegetal. Todos los tipos se eliminan fácilmente mediante la adecuada cocción de los alimentos. BRF reitera que todas las medidas tomadas por la empresa y sus técnicos están alineadas con los más elevados estándares sanitarios y que de ninguna manera violan preceptos éticos o legales de Brasil y de los países a los cuales BRF exporta sus productos.

3 – USO DE CARTÓN

No se detectó cartón en los productos de BRF y la información al respecto surge de un malentendido en la interpretación de un audio capturado por la Policía Federal, en el que un empleado se refería a los envases del producto y no a su contenido.

4 – ACUSACIONES POR CORRUPCIÓN

Al enterarse de la operación de la Policía Federal, BRF inició un proceso independiente de investigación interna. En caso de detectarse algún acto incompatible con la legislación vigente, la empresa tomará las acciones correspondientes. BRF no admite ningún incumplimiento de su manual de la transparencia, de la legislación brasileña y de las legislaciones de los países donde actúa.

5 – DETENCIÓN DE RONEY NOGUEIRA DOS SANTOS

En la mañana de ayer, Roney Nogueira Dos Santos, Gerente de Relaciones Institucionales de BRF, llegó de Sudáfrica, donde estaba trabajando, y se presentó voluntariamente ante las autoridades brasileñas para prestar todas las declaraciones necesarias. BRF está acompañando las investigaciones y dará todo el soporte necesario a la justicia.

6 – NOTICIAS SOBRE “CARNE PODRIDA”

BRF nunca ha vendido carne podrida, ni tampoco fue acusada de hacerlo. Las menciones se refieren a otras empresas involucradas, en el marco de la operación Carne Débil, como se puede comprobar en el material difundido por la Policía Federal. BRF lamenta que parte de la prensa haya introducido su nombre de manera equivocada en reportajes sobre este tema, confundiendo a los consumidores y la sociedad”.

Compartir en: