20 de Noviembre de 2017
Máx. Min.
Tecnología 08 de Abril de 2017

El ganado se conecta a Internet

Los wearables han llegado a la ganadería, y son muy útiles para facilitar las largas y duras tareas diarias del ganadero: control de la salud, control de celos, aumento de producción, bienestar animal, etc. Pero? ¿qué son los wearables?

Tecnología 08 de Abril de 2017

El ganado se conecta a Internet

Los wearables han llegado a la ganadería, y son muy útiles para facilitar las largas y duras tareas diarias del ganadero: control de la salud, control de celos, aumento de producción, bienestar animal, etc. Pero? ¿qué son los wearables?

España – Alltech – TodoElCampo – Sí, has leído bien. Y no es que las ovejas de tu explotación naveguen por la red cuando nadie las mira. El internet de las cosas (iot – internet of thing) ha llegado a la ganadería en forma de pulseras, cencerros y podómetros digitales. los wearables han dejado de ser exclusivos de humanos.

Suena el despertador. Son las 6 de la mañana. Te levantas, tomas algo rápido, y te pones tu pulsera de última generación que te mide los pasos y distancia que recorres con una precisión milimétrica. Sales a correr tus kilómetros diarios… No estamos hablando de un “runner”, estamos hablando de una vaca.

Los wearables han llegado a la ganadería, y son muy útiles para facilitar las largas y duras tareas diarias del ganadero: control de la salud, control de celos, aumento de producción, bienestar animal, etc. Pero antes de nada… ¿qué son los wearables?

WEARABLES.

Los wearables son aparatos y dispositivos electrónicos que nos “visten”, y permiten monitorizar parámetros tales como movimiento, pulsaciones, calorías consumidas, horas de sueño, etc.

Nos “visten” ya que se incorporan en alguna parte de nuestro cuerpo. Y nos monitorizan, porque al estar en continuo contacto con el usuario, son capaces de medir los parámetros antes comentados.

Para los humanos hay una infinita cantidad de estos dispositivos: relojes de pulsera, podómetros, zapatillas con GPS, pulsometros de pecho, camisetas inteligentes,…

Pero… ¿Qué wearables existen para las vacas?

PODÓMETRO: el clásico contador de pasos que utilizamos los humanos, pero diseñados para el ganado. Registran el número de pasos y la distancia total recorrida por los animales. Todos estos datos pasan a una base de datos en la nube a disposición del ganadero.

TRANSPONEDOR: dispositivo que permite identificar al animal (más utilizado en ganado lechero, sobre todo vacas) cuando entra en la sala de ordeño automatizada.

CENCERROS DIGITALES: podríamos denominarlos “e-cencerros”, y son unos collares que permiten geolocalizar el ganado, además de controlar su movimiento. (Algo que todos querríamos tener en nuestros mandos a distancia ;-))

PÍLDORAS ELECTRÓNICAS: una empresa estadounidense está desarrollando píldoras resistentes a los jugos gástricos que permiten monitorizar la digestión de los animales. Muy indicado para rumiantes y sus digestiones “difíciles”.

ETIQUETAS Y PENDIENTES: ya que necesitamos poner un chip a las vacas alojados en sus pendientes ¿por qué no utilizarlos para monitorizar parámetros necesarios para el ganadero?

Ahora bien. Después de “vestir” a nuestros animales con estos accesorios… ¿qué información nos proporcionan y que utilidad le saca el ganadero?

Muchas empresas pioneras se han lanzado a estudiar e implantar estos accesorios en explotaciones de todo el mundo, y los beneficios que han obtenido los ganaderos parecen claros y esperanzadores para un sector que se mueve en márgenes de costes muy estrechos:

BIENESTAR ANIMAL Y SALUD: los wearables que miden el movimiento del ganado son esenciales para ver el estado de salud de los animales. Movimientos anormales, erráticos, temperaturas corporales altas, digestiones difíciles, estado nutricional, etc., quedan registrados en los dispositivos y el ganadero puede saber el estado de salud de sus animales, sin preocuparse por establecer una vigilancia directa y constante.

ORDEÑOS ESPECIALES: los collares digitales permiten identificar a las vacas al entrar a la sala de ordeño, y esto se puede aprovechar. Si se sincroniza el robot de ordeño con la información del animal que entra para ser ordeñado, se pueden establecer parámetros especiales de ordeño. Esto permite al ganadero maximizar la producción.

INSEMINACIÓN EN EL MOMENTO JUSTO: las investigaciones zootécnicas han demostrado que los animales presentan un movimiento característico cuando entran en celo. ¿Y si somos capaces de monitorizar este factor? Pues bien, investigadores japonenses (Fujitsu) ya lo han hecho y han conseguido elevar el ratio de detección de celo hasta un 55-95%, mejorando las tasas de embarazo entre el 40-67%.

MÁS PRODUCTIVIDAD: todo lo antes comentado nos permite ajustar con tal precisión todos insumos de nuestra explotación que permiten bajar el coste por animal, a la vez que aumentamos los rendimientos entre un 10-40%, según la experiencia de Cattle-Watch.

AVISO DE PARTOS: el último uso que se ha hecho de estos accesorios es el de avisar a los ganaderos, vía notificación en el Smartphone, que sus vacas van a parir (con una precisión de 1 hora).

Así que si se interesan en esta nueva tecnología para implantarla en sus explotaciones, no se asusten si un día les llega un mensaje por WhatsAPP que diga “Cesar, vas a ser padre (de un/a terner@)”.

Escrito por Jorge G. de Opazo (Integral Media & La Huerta Digital).

Compartir en: