24 de Junio de 2018
Máx. Min.
Actualidad 16 de Mayo de 2017

Aserrín con pan rallado

Cualquier cosa relacionada con la salud no solamente despierta interés sino que nos sensibiliza de una manera muy especial. No es de extrañar entonces que todo lo vinculado a la cuenca del río Santa Lucía, que abastece de agua a Montevideo, atraiga todas las miradas y exija el máximo de seguridad

Actualidad 16 de Mayo de 2017

Aserrín con pan rallado

Cualquier cosa relacionada con la salud no solamente despierta interés sino que nos sensibiliza de una manera muy especial. No es de extrañar entonces que todo lo vinculado a la cuenca del río Santa Lucía, que abastece de agua a Montevideo, atraiga todas las miradas y exija el máximo de seguridad

Montevideo -Horacio Jaume - TodoElCampo - Sobre este punto en particular no pueden ni deben haber dos opiniones distintas, más cuando nos enteramos que Montevideo es una de las pocas ciudades del mundo en que se puede tomar agua de la canilla. 

Si esa agua presentara problemas, los motivos serían varios. OSE es la encargada del servicio, ¿Lo atiende de la forma correcta?

Aguas corrientes, ¿Tiene el máximo de atención?

Las  famosas piscinas de decantación, ¿Están correctamente atendidas?

¿Cuál es el estado de las cañerías?¿Han sido atendidas en tiempo y forma?

Sabemos que no, hay problemas.

Generalmente se trata de simplificar y poner toda la responsabilidad sobre alguien, porque de esa manera también es más sencillo arreglarlo. La soja es quién ha sido elegida como responsable de todos estos males. En realidad no es la soja, sino el mal uso de los agroquímicos.

Los agroquímicos son una herramienta que permite obtener mejores resultado o potenciar los cultivos. 

Si bien a través de ellos el agricultor obtiene mejores rendimientos, también beneficia las necesidades de la gente.

El problema radica en su mal uso, echar demasiado, no calibrar correctamente los picos de las fumigadoras, lavar las máquinas en cualquier lado, el no ser cuidadosos en el trasiego de los productos.

Tampoco es cierto que solamente es la soja la que necesita agroquímicos, también el maíz, el trigo, la horticultura, los frutales, etc.

Debemos ser cuidadosos y responsables al usarlos.

Muchas veces se mezcla, o se trata de agregar a estos temas lo relacionado con la soja transgénica, que no tiene nada que ver y confunde, cosa que no es bueno que suceda. 

En la cuenca también hay tambos y corrales de engorde que contaminan. En definitiva, la cuenca de Santa Lucía es muy importante y hay que cuidarla, pero pensar en ella en conjunto, usar correctamente las herramientas que están a nuestro alcance, para potenciar la producción. No podemos permitir que se politice el problema como muchos pretenden.

No descubrimos nada al decir que estamos viviendo un momento complicado y que el tema no es sencillo, uno puede optar por distintas alternativas, esperar: lo que se llama hacer la plancha y tratar que se abra alguna puerta para que se haga la luz y que nos marque algún rumbo.

Otros son más activos y frente a la realidad reaccionan en consecuencia. 

La tercera opción es directamente no hacer nada, y tratar de que simplemente se arregle solo.

Debe de haber esas u otras muchas opciones, pero no quiero imaginarme una cuenca de Santa Lucía desatendida.

Compartir en: