23 de Junio de 2018
Máx. Min.
Vacunos 13 de Junio de 2018

Acopiadores de vacas, el nuevo actor en la ganadería argentina

El acuerdo firmado por Argentina y China tiene una exigencia de venta directa que de mantenerse “generará la aparición de acopiadores que juntarán (la hacienda entre varios ganaderos) para entregar” a faena.

Vacunos 13 de Junio de 2018

Acopiadores de vacas, el nuevo actor en la ganadería argentina

El acuerdo firmado por Argentina y China tiene una exigencia de venta directa que de mantenerse “generará la aparición de acopiadores que juntarán (la hacienda entre varios ganaderos) para entregar” a faena.

Santa Fe, Argentina – TodoElCampo – Las condiciones acordadas con China para exportar carne impiden comercializar hacienda en mercados concentradores. Para desprenderse del descarte hacia ese destino, los productores tendrían que recurrir a alguien que haga volumen para llevar a faena, explicó Raúl Milano (foto) de Rosgan

El protocolo sanitario que define nuevos parámetros para la exportación de carnes a China podría generar cambios en el mercado ganadero argentino, por ejemplo la aparición de “acopiadores” de hacienda ante la imposibilidad de comercializar los animales en mercados concentradores, como los remates feria o Liniers.

Así lo comentó el director ejecutivo de Rosgan Raúl Milano durante la reciente subasta televisada que se realizó desde Agroactiva.

Sin ánimo de criticar el acuerdo bilateral Milano consideró que tiene alguna “limitante” pero valoró la firma porque “es un paso importante para dar” y “peor sería no contar con ningún convenio”.

Además el analista trazó una proyección del mercado de hacienda y consideró que en la segunda mitad del año habría una recomposición de precios, pero sin una “explosión” ya que el alicaído poder adquisitivo de los consumidores, producto de la inflación, no podría convalidarlo.

El texto del mencionado protocolo sanitario se conoció el 1° de junio, dos semanas después de haberse firmado, y entre los aspectos observados por diversos actores del negocio se destaca que la hacienda con destino de exportación hacia China debe haber permanecido un mínimo de 90 días en el establecimiento de origen; y que durante el traslado al frigorífico no puede tomar contacto con otros animales (situación natural en los mercados concentradores).

Entre otras exigencias, también se plantea que el remitente debe certificar que está libre de “tuberculosis, paratuberculosis, rabia, carbunco bacteriano y brucelosis (Brucella abortus) durante los últimos doce meses”.

Al respecto Milano dijo que al ser China una gran compradora de vaca -que mayoritariamente se vende en ferias- la imposibilidad de pasar por un mercado concentrador “limita bastante” el negocio. “No lleva la vaca gorda buena, sino la que está entre manufactura y conserva -explicó- y es la que se comercializa en remates feria porque son descartes de los productores, que se desprenden de pocos animales a medida que se vuelven improductivos”.

Por lo tanto estimó que de mantenerse esta exigencia de venta directa, “generará la aparición de acopiadores que juntarán (la hacienda entre varios ganaderos) para entregar” a faena.

Al margen del protocolo, consideró que “se va a encaminar bien” el negocio, porque el gigante asiático actualmente se lleva la mitad de las exportaciones argentinas de carne (al igual que las uruguayas y próximamente también las brasileñas) y “es el presente, no el futuro”. Entonces “aún con puntos de discrepancia” el protocolo es “un paso importante para dar”. Pero consideró que “algo se puede modificar” y remarcó: “lo peor que nos puede pasar es no tener ningún protocolo ni ningún acuerdo”.

(Campolitoral. Foto Rosgan).

Compartir en: